Público
Público

Cierra el banco suizo más antiguo tras reconocer que ayudó a evadir capitales a estadounidenses

Wegelin & Co. fundado en 1741 reconoció ante un tribunal de Nueva York haber escondido 1.200 millones de dólares de 100 contribuyentes de EEUU entre 2002 y 2012. Además, pagará una multa de 58 millones

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Wegelin & Co, el banco suizo más antiguo, anunció ayer el cese de su actividad después de reconocer haber ayudado durante una década a evadir capitales por un valor de 1.200 millones de dólares a 100 ciudadanos estadounidenses. Los responsables de la entidad, fundada en 1741 en la localidad de Saint Gallen, estaban siendo procesados en un tribunal de Nueva York.

El banco aceptó los cargos de conspiración para la evasión fiscal y pagará una multa de 57,8 millones de euros al Gobierno de EEUU. 'Éramos conscientes de que nuestra conducta no era adecuada', dijo el directivo del banco Otto Bruderer según recoge la agencia Reuters.

Wegelin no tiene oficinas fuera de Suiza -lo que le proporcionaba más protección frente a las leyes de EEUU - y facilitaba el lavado de dinero a través de UBS, otro de los bancos recientemente investigados.

Bruderer reconoció que 'desde 2002 a 2010 Wegelin pactó con ciertos contribuyentes estadounidenses que presentaron declaraciones de la renta falsas evadir sus impuestos'.

Llama la atención, sin embargo, el cambio de actitud de la entidad, ya que en febrero del año pasado ya había sido condenada y se negó a aceptar los cargos. De hecho, el caso tuvo bastante repercusión porque la Justicia de EEUU colocó el cartel de fugitivos a sus responsables al no comparecer en las audiencias.

'Una vez finalice todo, Wegelin dejará de operar como banco', dijo la entidad en un comunicado. Lo que se desconoce es qué pasará precisamente con esos tres banqueros acusados. Se trata de Michael Berlinka, Urs Frei y Roger Keller, cuyos procesos aún no han concluido.

En todo caso, este episodio es el último de una serie de sentencias en contra de los bancos extranjeros por parte de las autoridades de EEUU. Entre ellas destaca la multa de 780 millones de dólares contra el propio UBS y la obligación de revelar los datos de 4.450 clientes que evadieron impuestos gracias a sus sus servicios. También aparecen los nombres del Crédit Suisse, el Julius Baer, la rama británica del HSBC (por limpiar dinero a cárteles de la droga) y los israelíes Hapoalim, Mizrahi-Tefahot Ltd y Leumi.

Tampoco queda claro si Wegelin se verá obligada a revelar las identidades de los evasores pero parece muy probable. 'Lo mejor que puede hacer ahora esta gente es ponerse al día con el Fisco antes de que el Fisco o el Departamento de Justicia llegue a ellos', dijo después de la noticia la fiscal general Kathryn Keneally.