Público
Público

Citan a la senadora colombiana Piedad Córdoba a la Embajada de Francia por la misión humanitaria

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La senadora colombiana Piedad Córdoba, que medió para la liberación de rehenes de las FARC, fue citada hoy a la embajada de Francia en Bogotá en gestiones relacionadas con una misión gala que llegará para atender a la ex candidata presidencial colombo-francesa Íngrid Betancourt, que estaría gravemente enferma.

La congresista opositora declaró a los periodistas que fue llamada de urgencia por la embajada y señaló que ha recibido informes de que la ex candidata, secuestrada desde el 2002 por las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), está en muy mal estado.

La senadora estaba pendiente de la continuación de un debate parlamentario que comenzó la semana pasada para investigar sus gestiones fuera del país al lado del presidente de Venezuela, Hugo Chávez, ya que algunos parlamentarios la acusan de desacreditar al Gobierno colombiano en el exterior.

Córdoba, que salió hacia la embajada de Francia acompañada por la presidenta de la comisión de paz del Congreso, Gloria Inés Ramírez, precisó que el martes en la noche recibió varias llamadas telefónicas en la que le advirtieron sobre el agravamiento de los quebrantos de salud de Betancourt.

"La información que tengo es que realmente Íngrid sí está en grave estado de salud", manifestó Piedad Córdoba, y añadió: "La embajada francesa seguramente requiere alguna intervención mía y voy a eso".

Poco después ingresó a la residencia del embajador de Francia, Jean-Michel Marlaud, la madre de Íngrid Betancourt, Yolanda Pulecio, quien no habló con la prensa.

Las autoridades de Francia anunciaron el envío de una misión médica que es esperada el jueves en la región del Guaviare (sur de Colombia), donde al parecer se encuentra Íngrid Betancourt en un campamento de las FARC.

El martes la Presidencia de Francia anunció el envío de la "misión humanitaria" que aspira a que las FARC le permitan tener contacto con Betancourt, debido a recientes testimonios sobre su precario estrado de salud.

El presidente de Francia, Nicolás Sarkozy, telefoneó el martes a su homólogo colombiano, Álvaro Uribe, quien reveló la conversación y anunció la autorización de la misión humanitaria.

La senadora, que pertenece al Partido Liberal, gestionó al lado del presidente venezolano la liberación de seis políticos el 10 de enero y el 27 de febrero pasados, ambas veces en el Guaviare.

Esos seis rehenes liberados pertenecían al grupo en el que está la ex candidata Betancourt, en que el que quedan 40 personas que las FARC aspiran a canjear por alrededor de 500 rebeldes presos.