Público
Público

Un clérigo iraní dice que los opositores deben ser ejecutados

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Un representante del Líder Supremo de Irán, el ayatolá Ali Jamenei, dijo el martes que los líderes opositores son "enemigos de Dios" que deberían ser ejecutados bajo la ley sharia del país.

Las declaraciones del clérigo Abas Vaez-Tabasi coincidieron con los mítines de decenas de miles de partidarios del Gobierno, pidiendo castigar a los líderes de la oposición por fomentar los disturbios tras las polémicas elecciones presidenciales de junio, informó la televisión estatal.

"Aquellos que están detrás de la sedición en el país (...) son mohareb (enemigo de Dios) y la ley es muy clara sobre el castigo a un mohareb", dijo a la televisión estatal el representante de Jamenei, quien posee la autoridad máxima en Irán.

Bajo la ley islámica iraní de la sharia la sentencia para un "mohareb" es la ejecución.

Las declaraciones de Vaez-Tabasi se producen dos días después de que ocho personas murieran en manifestaciones contra el Gobierno, provocadas por las elecciones de junio, en la que ganó el presidente ultraconservador, Mahmud Ahmadineyad.

El malestar político ha entrado en una nueva fase en Irán, con sangrientos enfrentamientos y arrestos, mientras las fuerzas de seguridad piden a las autoridades que confronten "firmemente" a los líderes opositores.

Los dirigentes iraníes profundizaron un operativo contra el movimiento reformista el domingo, arrestando a líderes moderados para intentar poner fin a las protestas, después de un fin de semana de sangrientos enfrentamientos durante el ritual religioso musulmán chií de la Ashura.

Al menos 20 figuras de la oposición fueron detenidas desde el domingo, incluyendo tres destacados asesores del líder reformista Mirhosein Musavi, su cuñado y una hermana de la ganadora del premio Nobel de la Paz Shirin Ebadi, informaron páginas de Internet de la oposición.

Ebadi dijo a la emisora de radio francesa France Info que las autoridades iraníes intentaban silenciarla al arrestar a su hermana.

"Este arresto es ilegal porque mi hermana es una dentista, ella no está en activo de ninguna forma en Derechos Humanos o política (...) y ella no participó en ninguna protesta", señaló Ebadi.

La ganadora del Nobel dijo que oficiales de inteligencia entraron en la casa de su hermana el lunes por la noche para arrestarla sin una orden, registraron sus pertenencias y confiscaron ordenadores.

MITINES PRO-GOBIERNO EN LA TV ESTATAL

El martes, la televisión estatal mostró imágenes de inmensas concentraciones a favor del Gobierno en varias ciudades, con manifestantes portando imágenes del fallecido fundador de la Revolución Islámica, el ayatolá Ruhola Jomeini, y del líder supremo, el ayatolá Ali Jamenei.

La multitud cantó: "La sangre en nuestras venas es un regalo para nuestro líder Jamenei" y "Muerte a los hipócritas".

La Guardia Revolucionaria acusó a los medios extranjeros de aliarse con la oposición para perjudicar al Estado islámico y el embajador británico en Teherán fue citado por el Gobierno iraní para ser acusado de "interferencia" en cuestiones de Estado.

"Si Reino Unido no deja de decir insensateces, va a recibir una bofetada en la cara", dijo el ministro de Asuntos Exteriores, Manuchehr Mottaki. El Gobierno británico dijo que su enviado respondería "firmemente" a cualquier crítica.