Público
Público

Clinton pide integrar en Afganistán a los talibanes que abandonen la violencia

Ademá, pidió que se ofrezca una "reconciliación honrosa" a aquellos que rompan con Al Qaeda y apoyar la constitución

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La secretaria de Estado de EEUU, Hillary Clinton, pidió este martes que se ofrezca una 'reconciliación honrosa' y se integre en la sociedad afgana a los talibanes que abandonen la violencia y el extremismo.

'Debemos apoyar los esfuerzos del Gobierno de Afganistán para separar a los extremistas de Al Qaeda y talibanes de aquellos que se han unido a ellos no por convicción, sino por desesperación', dijo Clinton en una intervención en la conferencia internacional sobre el país asiático que se celebra en La Haya.

En su opinión, esas personas deben ser reintegradas en una sociedad pacífica siempre que estén dispuestas a 'abandonar la violencia, romper con Al Qaeda y apoyar la constitución'.

Clinton subrayó además la necesidad de que las elecciones del próximo verano sirvan para aumentar la 'confianza' de la población afgana en su gobierno y anunció que EEUU aportará 40 millones de dólares para impulsar la celebración de unos comicios 'libres' y 'limpios' este verano.

Según la secretaria de Estado de EEUU, es clave para el futuro de Afganistán garantizar la 'transparencia' en todos los niveles del gobierno y formar a una nueva generación de funcionarios pues, aseguró, la 'corrupción es un cáncer'.

Clinton insistió en que el futuro de Afganistán depende de los afganos, pero también del apoyo de la comunidad internacional.

En su opinión, las autoridades afganas son capaces de llevar a cabo la reconstrucción del país, pero necesitarán 'materia prima'.

'Para tener éxito vamos a necesitar el esfuerzo de todos los países', dijo Clinton, que llamó a la comunidad internacional a no reducir sus compromisos a causa de la crisis económica.

En el ámbito de la seguridad, la secretaria de Estado recordó el plan del presidente estadounidense, Barack Obama, para enviar 17.000 nuevos soldados a Afganistán y a otros 4.000 militares para entrenar al Ejército Nacional Afgano.

En este sentido, explicó que el objetivo es que el país disponga en 2011 de un cuerpo de 134.000 soldados y 82.000 policías para poder afrontar las amenazas de seguridad.

Clinton recalcó en varias ocasiones que lo que ocurre en Afganistán afecta a 'todo el mundo' y que fracasar allí supondría un 'retroceso para todos'.

Así, hizo un llamamiento al compromiso de toda la comunidad internacional y, en especial, al de los países de la región, resaltando que la cooperación con Pakistán es 'fundamental' en la lucha contra el extremismo.

Para Clinton, los esfuerzos en Afganistán requerirán 'grandes sacrificios', pero tienen un 'objetivo alcanzable' y con un interés 'global'.