Público
Público

Clinton y Bono: la crisis no es excusa para ignorar la pobreza

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La crisis financiera estadounidense que está produciendo turbulencias en todo el mundo no es excusa para que los Gobiernos y las compañías abandonen la ayuda a los pobres en el mundo, dijeron el miércoles el ex presidente estadounidense Bill Clinton y el roquero Bono.

Mientras el Congreso de Estados Unidos debate un plan de rescate de 700.000 millones de dólares propuesto por la Casa Blanca para la peor crisis financiera desde la Gran Depresión de los años 1930, Bono preguntó por qué los países ricos no habían sido capaces de proporcionar suficiente ayuda para paliar los problemas del mundo.

"Me resulta extraordinario que puedan encontrar 700.000 millones de dólares para salvar a Wall Street y todo el G8 no puede conseguir 25.000 millones para salvar a 25.000 niños que mueren cada día de una enfermedad curable que puede ser evitada, y de hambre", dijo el cantante de U2 en la cuarta cumbre anual filantrópica de Clinton en Nueva York. "Eso es una locura, eso es una locura", agregó.

"Esta crisis no es una excusa para apartarse de los desafíos del mundo, sino una convincente razón para intensificar los esfuerzos para enfrentarse a ellos, a la vuelta de la esquina y alrededor del mundo", dijo Clinton, quien se ha centrado en el trabajo humanitario tras haber dejado la Casa Blanca en 2001.

El Grupo de los Ocho países industrializados prometió en 2005 incrementar el nivel de ayuda anual a 50.000 millones de dólares para 2010, de los que 25.000 millones serían destinados a África. Sin embargo, bajo el actual programa de gastos, el G8 se quedará corto en 40.000 millones de dólares, de acuerdo con el informe de junio del Panel de Progreso de África establecido para vigilar su aplicación.

"La quiebra es algo serio y todos conocemos gente que ha perdido su empleo", dijo Bono, refiriéndose a la quiebra declarada por el banco de inversión Lehman Brothers Holdings en Wall Street. "Pero esta es una quiebra moral", agregó.

Mas de 130 presidentes ejecutivos están mezclados con líderes mundiales, filántropos y celebridades como Barbra Streisand y el cantante Bob Geldof en la Iniciativa Global Clinton de tres días, que comenzó el miércoles.

La cumbre pretende abordar los problemas globales en la educación, energía y cambio climático, cuidado de la salud y la pobreza. Los expertos han advertido que la crisis financiera posiblemente dañe los esfuerzos benéficos de las corporaciones y de las personas.

/Por Michelle Nichols/.*.