Público
Público

Comer alimentos sólidos antes no afecta el desarrollo del bebé

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Por Linda Thrasybule

Los bebés criados concomplemento y que comienzan a comer alimentos sólidos antes delos 4 meses tienden a ganar más peso durante el primer año quelos que prueban sólidos más tarde.

Pero la edad en la que un bebé comienza a comer alimentossólidos no influiría demasiado en el crecimiento en el largoplazo.

"No se trata de cuán rápido crecen, sino de si los niñosserán propensos a tener sobrepeso", dijo el doctor BertholdKoletzko, experto en nutrición de Dr. von Hauner Children'sHospital, en Múnich, Alemania.

"Y no son más propensos a tenerlo a los 2 años si recibenalimentos sólidos más tempranamente", añadió.

El equipo de Koletzko estudió a casi 700 bebés europeosdurante 2 años. Los niños de entre 2,7 y 3,2 kilos alimentadoscon fórmula recibieron alimentos sólidos a los 3 meses, entre 3y 4 meses, entre 4 y 5 meses, o a partir de los 6 meses.

Los que comenzaron con los sólidos a los 3 meses pesabanmenos, pero compensaron esa diferencia en 6 meses y crecieronlentamente durante 3 meses. A los 2 años, no había diferenciade peso o talla entre los grupos.

Los bebés alimentados con sólidos también consumieron máscalorías en los 8 primeros meses.

En el subgrupo de bebés que habían nacido con los pesos másbajos, el equipo "halló una relación entre el bajo peso y laintroducción de alimentos sólidos más tempranamente", dijo ladoctora Lindsey Sjaarda, de Children's Hospital en Pittsburgh,y que no participó del estudio.

"Es algo que se debe estudiar, ya que estudios recientesindicarían que compensar el crecimiento en el tiempo no siemprees algo bueno", dijo a Reuters Health.

El estudio se aplica a población de paísesindustrializados, donde "una gran cantidad de niños (...)comienzan a comer alimentos sólidos antes de los 4 meses".

La obesidad infantil se triplicó en las tres últimasdécadas. Unos 12,5 millones de niños y adolescentesestadounidenses son obesos, según un informe de los Centrospara el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC por susigla en inglés) del 2007-2008.

Aunque Koletzko coincidió en que los niños que crecen másrápido demandan más alimento, y quizá engordan más, no cree queserán propensos a ser obesos. Recomendó introducir los sólidosa la dieta del bebé cuando demuestra interés.

FUENTE: American Journal of Clinical Nutrition, online 14de septiembre del 2011.