Publicado: 03.03.2014 07:00 |Actualizado: 03.03.2014 07:00

La comisaria de Interior pedirá hoy explicaciones a Fernández Díaz por el uso de pelotas de goma en Ceuta

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La comisaria de Interior, Cecilia Malmström, se reunirá hoy con el ministro Jorge Fernández Díaz, que viaja a Bruselas para participar en el Consejo de Interior de la UE, con el fin de pedirle explicaciones por el uso de pelotas de goma por parte de la Guardia Civil en los incidentes en Ceuta del 6 de febrero, en los que murieron 15 inmigrantes.

Durante el Consejo de Interior, Fernández Díaz tiene previsto solicitar a sus homólogos más solidaridad y fondos de la UE para contener la presión migratoria en Ceuta y Melilla, según han explicado fuentes europeas.

Malmström considera que el uso de pelotas de goma pudo contribuir a la muerte de los 15 inmigrantes y ha dicho que no dudará en actuar contra España si se confirma que vulneró la legislación de la UE.

"No se les apuntó directamente, pero ello creó tal pánico que 15 personas se ahogaron. Esto es, por supuesto, totalmente inaceptable", dijo el pasado miércoles en una entrevista a la radio pública sueca. Además, la comisaria de Interior señaló que los inmigrantes podrían haber solicitado asilo y que España estaba obligada a tramitar cualquier demanda de protección internacional.

"Si ha habido una vulneración de la legislación europea -de lo que hay signos- deberemos adoptar las medidas normales", aseguró Malmström. Por su parte, desde el ministerio del Interior se insiste en que hay que respetar el procedimiento judicial abierto en España para determinar las responsabilidades que pudieran derivarse de la muerte de los 15 inmigrantes subsaharianos que trataban de llegar a nado a las playas de Ceuta.

Aparte de la reunión con Malmström, la tragedia en Ceuta no está en la agenda de la reunión de ministros del Interior de la UE por tratarse de una cuestión bilateral entre España y la Comisión, que actúa como guardiana de los Tratados, según las fuentes consultadas. Pero los Veintiocho sí discutirán las "presiones migratorias" en la UE con los últimos informes con datos y tendencias del propio Ejecutivo comunitario, el servicio de acción exterior, la agencia de control de fronteras (Frontex) y la agencia de asilo (Easo).

Es durante este debate cuando se espera que Fernández Díaz intervenga para explicar la creciente presión migratoria en Ceuta y Melilla y para pedir una mayor solidaridad de la UE. "Los países con mayor presión migratoria deben contar con la solidaridad real, política y económica de la Unión Europea", insiste el ministerio del Interior, que asegura que Fernández Díaz plantea esta reivindicación cada vez que viaja a Bruselas.

España recibirá del presupuesto de la UE para el periodo 2014-20 cerca de 527 millones de euros de la Unión Europea para el control de fronteras, la lucha contra la inmigración irregular y la financiación de proyectos y actividades de seguridad. Pero el Gobierno estima necesario "un mayor respaldo económico" de la UE para hacer frente a la presión migratoria.

Además de España, se espera la intervención en el debate de Italia, que denunciará que continúan llegando inmigrantes a la isla de Lampedusa; de Malta, que también se hará eco de la presión migratoria en el Meditarráneo; y de Bulgaria, que planteará la creciente llegada a su territorio de refugiados procedentes de Siria. Los ministros pedirán a Bruselas y a Frontex más detalles de las misiones y patrullas que tienen previsto llevar a cabo esta primavera para frenar la inmigración irregular y evitar que se ahoguen las personas que tratan de llegar a la UE.

A la reunión asistirá la ministra de Justicia e Interior suiza, Simonetta Sommaruga, que explicará a los Veintiocho cómo tiene previsto el Gobierno helvético poner en práctica las cuotas a los trabajadores europeos que se aprobaron en el referéndum del pasado 9 de febrero.

La UE ya ha avisado de que la libre circulación de personas es un principio fundamental de los acuerdos que mantiene con Suiza y ha empezado a aplicar represalias ante la perspectiva de las cuotas. En particular, Bruselas ha suspendido ya la participación de Suiza en programas como Erasmus+, Horizonte 2020 y Media.

Además, la presidencia griega ha dicho que la introducción de cuotas tendrá un impacto negativo en la participación de Suiza en el espacio sin fronteras Schengen. Sin embargo, no se espera que del Consejo de Interior salga todavía ninguna decisión.