Publicado: 07.10.2014 17:30 |Actualizado: 07.10.2014 17:30

La Comunidad de Madrid ordena el sacrificio del perro de la enferma de ébola

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Comunidad de Madrid ha ordenado el sacrificio del perro de la auxiliar sanitaria afectada por el virus del ébola ya que, a juicio de la Consejería de Sanidad de la Comunidad de Madrid,"supone un posible riesgo de transmisión de la enfermedad al hombre"

En el comunicado se justifica la decisión asegurando que "la mascota vivía en estrecho y permanente contacto con la paciente infectada por este virus" y ante la negativa del dueño del perro a facilitar el sacrificio de su mascota, la Consejería "ha emitido una Resolución, ratificada por el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo nº 2 de Madrid con fecha 7 de octubre de 2014, para que se proceda a la eutanasia del perro mediante las medidas adecuadas para evitar su sufrimiento, utilizando las medidas de bioseguridad y biocontención adecuadas a este riesgo, y al traslado y posterior incineración del cadáver del animal". 

De nada ha servido el dramático llamamiento del marido de la enfermera infectada por ébola, que permanece aislado en el hospital Carlos III de Madrid a la espera de la evolución de su sintomatología después de que su mujer fuera diagnosticada ayer lunes, 6 de septiembre, del virus del ébola. Es el primer contagio registrado en Europa. Javier Limón Romero dejó al perro con agua y comida mientras duraba su cuarentena, y ésta es su llamada de socorro realizada a través de Facebook:  

"Hola, me llamo Javier Limón Romero, soy el marido de Teresa Romero Ramos, la auxiliar contagiada de ébola por tratar de forma voluntaria a los dos pacientes contagiados que fueron repatriados a España.

Quiero denunciar públicamente que un tal Zarco [Julio Zarco, director general de Atención al Paciente], creo que es jefe de Sanidad de la Comunidad de Madrid, me ha dicho que tienen que sacrificar a mi perro; así, sin más. Me pide mi consentimiento, a lo cual me he negado rotundamente. Dice que entonces pedirán una orden judicial para entrar por la fuerza en mi casa y sacrificarle.

Yo antes de venir al hospital le dejé varios cubos de agua, la bañera también con agua y un saco de pienso de 15 kilos para que tuviera comida y agua. También le dejé la terraza abierta para que haga sus necesidades.

Me parece injusto que por un error de ellos quieran solucionar esto por la via rápida. Un perro no tiene porqué contagiar nada a una persona y al revés tampoco. Si tanto les preocupa este problema creo que se pueden buscar otro tipo de soluciones alternativas, como por ejemplo poner al perro en cuarentena y observación, como se ha hecho conmigo. O acaso hay que sacrificarme a mí por si acaso. Pero claro, un perro es mas fácil, no importa tanto...".

En el sitio web change.org simpatizantes de los animales domésticos han creado una plataforma para requerir la cuarentena del perro y no su sacrificio inmediato.

A media tarde, el propio Javier difundió un vídeo, difundido por Pacma TV en el que


Por su parte, el presidente del Consejo General de Veterinaria, Juan José Badiola, asegura que hasta el momento no hay ningún estudio que haya demostrado que el virus del ébola se pueda contagiar de seres humanos a perros.  Ante esta situación, Badiola ha explicado que el único estudio que ha notificado la exposición de estos animales al virus se realizó en África como consecuencia de un brote en humanos. Tras analizar varias muestras de sangre canina se vio que había un pequeño porcentaje de perros que presentaron "reacciones inmunitarias" pero "ni desarrollaron la enfermedad ni fallecieron".

De hecho, el experto ha recordado que por el momento lo único que se ha demostrado es la transmisión a humanos procedente de murciélagos, simios e incluso algún antílope.En cualquier caso, y ante la posibilidad de que el perro de la enfermera pudiera contraer el virus, Badiola cree que el animal "en ningún caso se le puede dejar por la calle" y al menos debería ser aislado y desinfectado. Puede estar contaminado de forma mecánica, lamen la piel, se acercan a la boca... Habría que observarle y ser lavado para desinfectarlo", según ha explicado, para luego ser analizado durante un tiempo e incluso tomarle muestras para ver si desarrolla anticuerpos como se observó en el estudio africano citado.

En tan sólo unas horas las redes sociales se han volcado con la familia e incluso se ha creado una petición de firmas online pidiendo pruebas y que se ponga en cuarentena al animal. En declaraciones a Igualdad Animal, la jefa de prensa indica que a pesar de no estar diagnosticado el perro, sanitarios se van a desplazar al domicilio y que según los veterinarios habría que sacrificar al animal. 

"Esto es una muestra más de la incompetencia con la que se está gestionando esta crisis. No está diagnosticado, ni siquiera contemplan esa posibilidad, directamente van a matarlo. Desde Igualdad Animal exigimos que se diagnostique al animal y que se le ponga en cuarentena y tratamiento si fuera necesario, nos oponemos rotundamente a su sacrificio." Manifestó Javier Moreno, coordinador internacional de Igualdad Animal.