Publicado: 04.11.2013 11:00 |Actualizado: 04.11.2013 11:00

La confianza de los consumidores se quiebra en octubre tras cinco meses al alza

Las expectativas de futuro son más negativas y los españoles tienen una peor opinión sobre la evolución general de la economía, según el informe difundido por el CIS.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La confianza de los consumidores registró un descenso en octubre respecto a septiembre, tras cinco meses de mejora, debido a una menor valoración de la situación actual y, especialmente, a un marcado descenso de las expectativas de futuro.

El indicador de confianza del consumidor (ICC), difundido hoy por el Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), se situó en octubre en 65,3 puntos, casi cinco puntos por debajo de la cifra registrada el mes anterior, de forma que rompe la tendencia al alza registrada desde mayo.

Según el CIS, el descenso del dato de octubre se debió a una peor opinión de los españoles sobre la evolución general de la economía, del mercado de trabajo y de la situación de los hogares que la manifestada el mes pasado, en tanto que sus expectativas de futuro en estos ámbitos son aún más negativas. El indicador de la economía actual se situó así en 51,2 puntos (2,9 puntos menos que en septiembre) y el de expectativas de futuro en 79,5 puntos (5,9 puntos menos).

Comparando los datos con los obtenidos hace un año, se registra un incremento de la confianza del consumidor de 20,5 puntos, con mejoras similares tanto para la situación actual como para las expectativas. No obstante, estas cifras se mantienen aún muy por debajo de los 100 que marcan el límite entre una percepción favorable y optimista y una negativa y pesimista. La encuesta del CIS señala que el 42,6 % de los encuestados llega justo a fin de mes con sus ingresos, en tanto que el 24,7 %, para poder hacerlo, ha tenido que contraer deudas o echar mano de sus ahorros.

La situación económica de los hogares es peor que hace seis meses para la mayoría de los encuestados (49 %), debido principalmente al aumento de los precios, a la caída de los ingresos familiares o a la situación de desempleo de alguno de los miembros del hogar. El 62,5 % de los encuestados considera que la situación en España para encontrar un puesto de trabajo es peor que hace seis meses, tasa que ha aumentado dos puntos y medio respecto al mes pasado. También ha aumentado el número de personas que consideran que la situación actual de la economía ahora es peor que hace medio año, de forma que son seis de cada diez los que así lo consideran (62,2 %) aunque este dato ha mejorado respecto a mayo, cuando así lo pensaban ocho de cada diez.

Empeoran también las expectativas de los que ven un futuro de la economía mejor (el 24,8 % así como estima), en tanto que tan sólo un tercio de los encuestado cree que la situación de los hogares empeorará. No obstante, el 95,4 % de los consumidores no cree que pueda comprar una vivienda el próximo año y casi nueve de cada diez considera que sus posibilidades de ahorrar serán iguales o menores que en la actualidad.