Público
Público

El Congreso da luz verde a los Presupuestos Generales para 2009

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Congreso de los Diputados dio luz verde el jueves a los Presupuestos Generales del Estado (PGE) de 2009 con el apoyo del grupo socialista y dos grupos minoritarios poniendo punto y final a una larga tramitación parlamentaria.

La Cámara baja española, que levantó así el veto que pesaba sobre las grandes cuentas del Estado procedente del Senado, contabilizó 178 votos afirmativos, 163 votos negativos y una abstención.

Además del voto favorable socialista, también respaldaron los PGE el Partido Nacionalista Vasco (PNV) y el Bloque Nacionalista Galego (BNG) frente a los votos negativos encabezados por el mayor partido de la oposición, el Partido Popular, y otras formaciones minoritarias.

Antes de que tuviera lugar la votación, el ministro de Economía y Hacienda, Pedro Solbes, volvió a defender la validez de los PSG.

Pese a reconocer las desviaciones de las previsiones originales que contiene el cuadro macroeconómico por el impacto de la crisis financiera internacional, Solbes reiteró que las grandes cuentas son las mejores posibles para el año próximo.

"Considero que estos presupuestos que hoy presento siguen siendo válidos para afrontar el año 2009 a pesar de las desviaciones del cuadro macroeconómico que lógicamente se han producido", dijo Solbes en una sesión plenaria en el Congreso.

El Partido Popular criticó las cuentas de 2009 y pidió al Gobierno que las retirase por falta de credibilidad al quedar obsoletas ante la sucesión de acontecimientos derivados de la crisis económica y financiera.

Los Presupuestos contemplan un crecimiento real para 2009 del 1,0 por ciento, pero el Gobierno ya ha adelantado en distintas ocasiones que probablemente revisará a la baja esta previsión a finales de este año o principios del próximo.

En medio de la crisis económica y financiera, economistas privados y distintas casas de análisis creen que la economía española se contraerá en 2009 tras más de una década de crecimiento continuado y vigoroso.

El miércoles, el servicio de estudios de Caixa de Catalunya dijo que su previsión apunta a un descenso del 0,9 por ciento del PIB en 2009 después de una expansión cercana al 1,3 por ciento en 2008.