Público
Público

El Consejo de Caja Burgos aprueba el protocolo de fundación del Grupo Banca Cívica

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El consejo de administración de Caja Burgos ha aprobado hoy por unanimidad iniciar el protocolo de adhesión como fundadora del nuevo Grupo Banca Cívica junto a Caja Navarra, CajaCanarias y Sa Nostra de Baleares, ha informado el presidente de la entidad de ahorro burgalesa, José María Arribas.

El nuevo grupo, que trabaja ahora en la propuesta del plan general de integración, cuenta con el visto bueno del Banco de España y se plantea como un proyecto de crecimiento nacional e internacional basado en la Banca Cívica como modelo de negocio.

El presidente de Caja de Burgos ha explicado en rueda de prensa que el objetivo es que el Grupo Banca Cívica presente sus primeros resultados consolidados en abril próximo.

Para conseguirlo, si todo va según lo previsto, en la segunda quincena de enero se presentará el plan de integración detallado y en la segunda quincena de febrero se procederá a la aprobación definitiva del grupo por parte de los órganos de gobierno correspondientes.

Arribas ha señalado que será entonces cuando se solicite el visto bueno de la Junta de Castilla y León y ha expresado su "confianza" en que la administración regional "vea que es un proyecto que beneficia a Burgos y a Castilla y León" porque, entre otras cosas, "mantiene todos los compromisos de Caja de Burgos con la región".

Además, el presidente de Caja de Burgos ha señalado que "intensificarán" los contactos con Caja Segovia y Caja Ávila para que "si así lo desean" puedan incorporarse al nuevo Grupo Banca Cívica y contribuir al "fortalecimiento del sistema financiero de la región".

El grupo Banca Cívica se situará como la sexta entidad del sector de cajas en activos totales, con 60.000 millones de euros, la cuarta por fondos propios con más de 3.800 millones de euros y la quinta en resultados antes de impuestos con 224 millones de euros, según datos de cierre del primer semestre de 2009.

Sus 6.000 empleados se reparten por las 26 provincias españolas en las que el grupo Banca Cívica tiene presencia física con sus 1.070 oficinas, dando servicio a más de 2,4 millones de clientes.

Arribas ha explicado que la fórmula de integración será la creación de un Grupo Económico Consolidado (GEC) que ofrecerá resultados consolidados, contará con una calificación crediticia única, una sola supervisión por parte del Banco de España y actuará como un único interlocutor en los mercados financieros.

La participación en esta nueva sociedad, que tendrá su sede en Madrid, se fijará en función a la valoración económica de las entidades que, según Arribas, es muy similar y "no dará problemas".

El presidente de Caja de Burgos ha destacado que las cuatro cajas mantendrán su personalidad jurídica, gestión de obra social, marca y gestión de redes comerciales en sus territorios naturales, manteniendo el arraigo local y compromiso con el desarrollo económico, social e institucional.

Arribas ha señalado que la integración de estas entidades no tendrá coste en términos de empleo, dada la total complementariedad de sus redes comerciales en las que sólo 69 oficinas de las 1.070 que tienen las cuatro cajas se encuentran en las mismas poblaciones.

Además, ha considerado que la fórmula elegida es "más flexible que una fusión" y la Banca Cívica es un modelo "pionero y singular" que cambia radicalmente la relación de los clientes con sus entidades financieras ya que, entre otros aspectos, deciden cómo distribuir el dinero de la obra social entre miles de proyectos sociales y conocen cuánto dinero están movilizando con su elección.