Público
Público

Control previo del cáncer de mama ayudaría a algunas mujeres

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Comenzar a realizar pruebas de control delcáncer de pecho a los 25 años ayudaría a vivir más tiempo a lasmujeres que portan una mutación genética relacionada con unmayor riesgo tumoral, señala una nueva investigación.

Los expertos, cuyo estudio fue publicado en la revistaCancer, observaron qué controles del cáncer mamario -mamografíao resonancia magnética- eran efectivos para las mujeres queportan las mutaciones genéticas BRCA1 y BRCA2, conocidas porelevar el riesgo de tumores de pecho y de ovario.

El equipo observó a mujeres de 25, 30, 35 y 40 años.

Comparado con no someterse a ninguna prueba, el controlanual iniciado a los 25 años extendió la vida de las pacientesentre 1,3 y 1,8 años. Controlarse mediante resonancia magnéticacada seis meses extendía la vida entre 1,5 y 1,7 años.

"Los resultados indican que las muertes por cáncer de pechodisminuyen con los controles", indicó la coautora del estudio,Janie Lee, que se especializa en imágenes mamarias en elHospital General de Massachusetts.

Con todo, las pruebas no fueron perfectas.

Durante el transcurso de sus vidas, las mujeres con BRCA1que comenzaron a realizarse mamografías a los 25 años tuvierondos falsos positivos. Las mujeres con BRCA1 que se efectuabanuna mamografía y una resonancia de pecho anual tenían cuatrofalsos positivos.

En el caso de las portadoras de la mutación BRCA2, lascifras respectivas de falsos positivos eran de tres y ocho.

Además, los autores basaron sus hallazgos en un modelo decomputadora que no se trasladaría a la vida real, dijo CarolFabian, especialista en investigación del cáncer de mama de laUniversity of Kansas, quien no participó del estudio.

Según el Instituto Nacional del Cáncer de Estados Unidos,entre las mujeres de 40 años o menos con cáncer de pecho,alrededor de una de cada 10 tendría una mutación BRCA.

Un grupo oficial de expertos de Estados Unidos recomiendaque los controles preventivos del cáncer mamario se inicien entodas las mujeres a los 50 años.

Grupos como la Sociedad Estadounidense del Cáncer aconsejanque las portadoras de BRCA empiecen a controlarse antes, a los30 años.

"Comenzar a los 25 años tendría un beneficio leve, peropara la mayoría de las mujeres 30 está bien también", dijoDebbie Saslow, directora de cáncer mamario y ginecológico de laSociedad Estadounidense del Cáncer.

"Las mujeres que tienen una mutación BRCA en su familiasuelen ser diagnosticadas a los 40 años o menos, por lo quedeberían considerar controlarse desde los 25", añadió laexperta.

Los controles anuales pueden ser muy costosos. Otrapreocupación es la exposición reiterada a radiación,especialmente entre las mujeres con mayor riesgo de desarrollarcáncer de mama.

Cuando los investigadores tuvieron en cuenta el riesgo queimplicaría la radiación, hallaron que menos de cinco de cada100 mujeres portadoras de BRCA eran diagnosticadas con cáncermamario debido al contacto con rayos X.

"El riesgo de contraer cáncer de pecho por exposición aradiación es pequeño comparado con el riesgo de morir de cáncermamario si una no se controla", dijo Fabian. "Es unanegociación aceptable", agregó.