Público
Público

Controladores niegan el absentismo y dicen que las bajas están justificadas

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Unión Sindical de Controladores Aéreos (USCA) negó hoy que este colectivo haya incrementado el absentismo laboral como medida de presión y aseguró que las bajas actuales están certificadas por los servicios médicos de la Seguridad Social.

USCA respondió en un comunicado a la acusación hecha esta mañana por Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (Aena), que afirmó que los controladores han aumentado sus ausencias al trabajo para protestar contra el cambio en las condiciones laborales introducidas por la nueva ley que regula los servicios de tránsito aéreo.

Los representantes de los trabajadores, aseguraron que "existe una relación directa" entre las bajas producidas desde la publicación de esta norma y "las condiciones en que se está prestando el servicio, que incluyen jornadas mensuales de 30 días de trabajo".

Así, los servicios exprés de Aena habrían provocado, según USCA, "la aparición de estrés acumulado", con "episodios de ansiedad" y trastornos como "vómitos y afonías".

Además, "la reducción de los descansos" y "la campaña pública de acoso al colectivo", junto a "la incertidumbre sobre las vacaciones", habrían "hecho mella" en la plantilla, en la que se han sufrido "evacuaciones médicas en el trabajo, cuadros de arritmia y ansiedad, subidas de adrenalina e incluso casos de depresión".

Según el portavoz de USCA, Daniel Zamit, que "se ponga en entredicho" la labor de los controladores es "una huida hacia adelante en la cadena de despropósitos en la que están inmersos nuestros gestores".

Los controladores indicaron que ya han presentado varias denuncias ante la inspección de trabajo, la Organización Internacional de Aviación Civil (OACI) y Eurocontrol por "lo irregular de la situación del control aéreo en España".

Asimismo, señalaron que Aena "no está realizando estudios epidemiológicos", tal y como establece la ley, por lo que "no debería juzgar la supuesta razón de las bajas médicas".

En un comunicado difundido hoy, Aena cifró en un 17% las bajas registradas en mayo, aunque en algunas dependencias, como la torre de control del Aeropuerto de Alicante, el nivel se situó en el 24%.

Anormalmente altas, según Aena, son las cifras de absentismo en el Centro de Control de Sevilla y las torres de Madrid-Barajas y Málaga, con un 17%; la torre del Aeropuerto de Barcelona, con un 15%; el Centro de Control de Torrejón, con un 14%, y los centros de control de Canarias y Santiago, con un 13%.

Estos niveles de bajas llevan a Aena a la programación de servicios obligatorios para garantizar la continuidad del servicio y el derecho de los ciudadanos a viajar sin sobresaltos, como establece la ley, añadió la nota.

Aena explicó que está programando este tipo de servicios exprés con "enorme prudencia" y en mayo apenas supusieron el 0,38% de las horas totales controladas, y que los servicios de inspección de la Seguridad Social investigan y hacen un seguimiento de cada una de estas bajas.

Asimismo, agregó que la imposibilidad de cubrir en algunos casos este aluvión de bajas laborales está obligando a establecer regulaciones en el tráfico aéreo que se traducen en demoras y perjuicios para los pasajeros.