Público
Público

Los controladores niegan bajas concertadas y afirman que Blanco no dice la verdad

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El sindicato de controladores aéreos USCA señaló hoy que muchas de las bajas que la Administración dice que son concertadas son de larga duración, y aseguró que el ministro de Fomento, José Blanco, "no dice la verdad", cuando intenta culpar a este colectivo de una mala gestión de turnos y sobrecarga de trabajo.

El presidente de USCA, Camilo Cela, y el asesor legal del sindicato, Francisco Maroto, justificaron, en una rueda de prensa, los motivos de las bajas de estos últimos días y señalaron que, durante el pasado fin de semana, se han registrado 43 bajas el 16 de julio, el mismo número el día 17, y 47, el día 18 en el centro de control de Barcelona, pese a lo cual "se ha actuado con normalidad absoluta" en ese aeropuerto.

Desde USCA "se garantiza la seguridad", dijo, y aunque reconoció que se aumentan las demoras, aseguró que dan "el mismo servicio de seguridad con menos personal", pero a costa de su salud.

El sindicato se lamentó de que desde la Administración y AENA se transmita a la opinión pública que los culpables de los problemas del tráfico aéreo sean los controladores, cuando obedecen a una mala gestión y una mala aplicación de la normativa vigente, al tiempo que animó a la fiscalía a investigar las bajas y encontrar a los verdaderos causantes de la situación.

USCA incidió en que los problemas de sobrecarga de tráfico y escasez de controladores son fruto de una situación que no se ha resuelto durante décadas, por lo que no es sólo achacable a la actual administración ni a las personas que gestionan AENA en este escenario.

La salud de este colectivo está pagando la mala gestión de los turnos y los puestos de los controladores, mientras que durante muchos años no se ha formado a personal para realizar esta labor mientras el tráfico aéreo se incrementaba en toda Europa, destacaron los responsables de este sindicato.

Además, sostuvieron que desde que se aplica el nuevo real decreto-ley "que se aprobó hace casi cinco meses" la situación ha empeorado, destacaron.

USCA animó a que no sólo se investiguen las bajas médicas de estos trabajadores, sino también si se cumplen los requisitos normativos en la organización de turnos de éstos y se pidió "una moratoria" para que los controladores de más de 57 años que se prejubilaron con la nueva normativa puedan volver temporalmente a ocupar sus puestos y aliviar la sobrecarga de retrasos.

Desde el sindicato se asegura que la actual situación no es nueva, y que si los turnos se siguen gestionando como hasta ahora los próximos meses serán peores en cuanto a retrasos, a la vez que aseguró que no se está haciendo una huelga encubierta, "ni se realizará".

Aeropuertos Españoles y Navegación Aérea (AENA) señaló este fin de semana que "la acumulación de bajas" en el Centro de Control de Barcelona "tiene el evidente objetivo de entorpecer el tráfico aéreo", mientras que desde el sindicato se argumentó que esta situación se debe a que los turnos y el personal están "muy ajustados" y cualquier baja tiene consecuencias en el tráfico.