Público
Público

Córdoba también renuncia al lazo blanco en Semana Santa

Las críticas vencen a las cofradías que idearon la protesta antiabortista

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Las cofradías de Córdoba no lucirán finalmente un lazo blanco en las procesiones de Semana Santa para protestar contra la reforma de la ley del aborto, como anunciaron en un principio. Su propuesta inicial, desestimada por la mayoría de hermandades de España, fue el germen de una campaña antiabortista, avalada por los obispos, con la que se pretendía vestir de polémica la Semana Santa. La iniciativa ha durado una semana.

El miércoles, en una reunión tensa y larga, que culminó pasada la media noche, la Agrupación de Cofradías de Córdoba decidió retractarse, después del aluvión de críticas recibidas y de que una ciudad tras otra fuera descartando sumarse a la protesta. Especialmente importante fue la negativa del Consejo de Sevilla, que se limitó a aprobar un manifiesto, oraciones en defensa de la vida y organizar un curso tras la Semana Santa.

Con la renuncia de la ciudad que lanzó la iniciativa, en principio sólo las cofradías del centro de Madrid capital y Ávila portarán lazos blancos contra la reforma de la ley del aborto en sus procesiones de Semana Santa. En Alcalá de Henares (Madrid) de momento también se mantiene la campaña, según explicó José Luis López, presidente de la Junta de Cofradías de la ciudad complutense. 'El lunes que viene nos reuniremos las ocho cofradías de la ciudad y allí decidiremos qué hacemos', señaló López. Sobre si la decisión de los impulsores de la iniciativa de no seguir adelante va a influir en la decisión del lunes, López afirmó: 'No lo sé', informa Susana Hidalgo.

Miedo a las represalias

En un comunicado, la Agrupación de Cofradías de Córdoba alegó que se había desvirtuado y tergiversado el mensaje, y que temían represalias en las procesiones con contramanifestaciones que deslucieran el evento.

En definitiva, los responsables de las hermandades argumentaron que han reculado por miedo a que se produjesen incidentes: sus estaciones de penitencia podrían verse alteradas 'por elementos externos que no entienden ni respetan la libertad de expresión', según explican en un comunicado.

No obstante, no todos los cofrades están de acuerdo. El hermano mayor de La Caridad, Francisco Javier López Aguilar, expresó ayer en un periódico local que 'es una bajada de pantalones impresionante'. López Aguilar no sabía el motivo por el que 'se han echado atrás'. La única forma de protestar ahora será una especie de reivindicación interna y oficiosa, dirigida en exclusiva a los hermanos y sin necesidad de darle la publicidad y el eco que tenía la anterior medida. Aun así, aseguran, seguirán 'trabajando en el objetivo de hacer llegar el mensaje de defender la vida como un preciadodon divino'.

La alcaldesa de Córdoba, Rosa Aguilar (IU), manifestó ayer que la decisión final es una 'oportunidad' para que los ciudadanos vivan la Semana Santa con 'normalidad, respeto yconvivencia'.

La regidora destacó que la Semana Santa de Córdoba es un referente andaluz y regional, por lo que el Ayuntamiento tiene 'la mano tendida' a la Agrupación de Hermandades y Cofradías para lograr una Semana Santa 'magnífica' y que se mejore año a año.