Público
Público

Crecientes costos de salud ahogan presupuestos nacionales: OCDE

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Por Kate Kelland

El gasto en salud en los países de laOrganización para la Cooperación y el Desarrollo Económico(OCDE) está creciendo más rápido que la economía, lo que añadepresión a los presupuestos, ya afectados por la recesión del2008 y el 2009, de acuerdo a datos de un informe.

Y los costos probablemente seguirán en aumento a medida queenvejece la población, mejora la tecnología y crecen lasexpectativas del público, dijo la OCDE, basada en París, en unreporte.

"Dada la urgente necesidad de reducir sus déficit fiscales,muchos gobiernos del organismo deberán tomar decisionesdifíciles para preservar sus sistemas de salud: detener elcrecimiento del gasto público en salud, reducir costos en otrasáreas o subir los impuestos", sostuvo en su informe.

El país que más dinero gastó fue Estados Unidos, quedestinó el 16 por ciento de sus ingresos nacionales, o 7,538dólares por persona en el 2008, el último año para el cualexisten cifras totales disponibles.

El monto fue dos veces mayor al promedio de los países dela OCDE, donde se gastaron 3,0 dólares per capita.

Luego se ubicaron Noruega y Suiza, que gastaron mucho menosque Estados Unidos por persona, pero alrededor del 50 porciento más que el promedio del organismo.

Junto con los efectos de la recesión, el aumento de loscostos hizo que el gasto en salud llegara al 9 por ciento delproducto interno bruto en el 2008, desde el 7,8 por ciento enel 2000, y la tendencia previsiblemente se mantendrá.

"Los factores que hacen subir el gasto en salud, como loscambios tecnológicos, las expectativas y el envejecimiento dela población, seguirán impulsando los costos en el futuro",dijo el reporte.

En Irlanda, el porcentaje del PIB dedicado a la saludaumentó al 8,7 por ciento en el 2008, desde el 7,5 por cientoen el 2007, en parte debido a una profunda contracción de laeconomía, mientras que en España subió al 9 por ciento desde el8,4 por ciento.

"Las nuevas tecnologías médicas están mejorando eldiagnóstico y el tratamiento, pero también están aumentando elgasto en salud", informó el reporte de la OCDE.

Los datos mostraron un rápido crecimiento del suministro yel uso de tomógrafos y de unidades de imágenes por resonanciamagnética (IRM), que son dispositivos usados para diagnosticarenfermedades.

El número de unidades de IRM per capita es mucho mayor enJapón, Estados Unidos, Italia y Grecia que en otros países, yen aquellas naciones, además de Australia y Corea, también haymás tomógrafos.

La OCDE destacó que el rápido crecimiento del uso dediagnóstico por imágenes en la década pasada en Estados Unidosplanteó dudas acerca de su utilidad o rentabilidad.

"Para reducir los procedimientos innecesarios y recortarcostos, muchos países de la OCDE están intentando promover unuso racional de las tecnologías médicas costosas", agregó elreporte.