Público
Público

La crisis disparó el trabajo de los tribunales en 2009

El presidente del CGPJ advierte una mejora desde el mes de junio

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

'La actividad jurisdiccional en el último año no ha sido impermeable a la realidad económica', recordó el presidente del Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) y del Tribunal Supremo. Carlos Dívar hacía mención así a la carga de trabajo que soportaron los tribunales en 2008 a cuenta de la crisis económica.

Sólo en los nueve primeros meses de 2009, los concursos de acreedores y los procedimientos por despido han superado ya las cifras registradas en todo 2008. El trabajo de la Justicia en los últimos tres años es fiel reflejo de la evolución negativa de la economía.

En 2009 entrarán 9.700.000 asuntos en la Justicia, un 7más que en 2008

En los tres primeros trimestres de 2009 se presentaron 5.885 concursos de acreedores, cuando a lo largo de 2008 se plantearon 4.813. La crisis comenzó a hacer especial mella ese año, como refleja otro dato comparativo aportado por Dívar: la cifra alcanzada en 2008 triplicó la registrada en 2007, en el que se plantearon 1.589 concursos.

Lo mismo ocurre con otro elemento que recoge la evolución en números rojos de la economía. Los procedimientos por despido hasta septiembre de 2009 llegaron a ser 105.657, superando también de forma considerable la cifra alcanzada en 2008 102.925 que supuso un incremento del 55% respecto al año 2007.

Dívar recuerda que la huelga de jueces de octubre careció de cobertura legal

Los datos que Dívar aportó al Congreso al dar cuenta de la memoria judicial del pasado año tuvieron un contrapunto mínimamente esperanzador, ya que, según señaló, se está notando una 'desaceleración' en el número de concursos de acreedores y demandas de despido en el tercer trimestre de 2009.

Con el balance recogido hasta septiembre, el presidente del CGPJ adelantó algunas cifras globales correspondientes a todo el año. En el conjunto de todas las jurisdicciones, en 2009 entrarán en los órganos judiciales 'cerca de 9.700.000 asuntos' un 7,2% más que en 2008, se resolverán 9.265.000 y quedarán pendientes de tramitar más de 3.200.000 asuntos.

Carlos Dívar repasó ante la Comisión de Justicia el trabajo de los tribunales en 2008 a lo largo de una comparecencia de guante blanco que huyó cualquier elemento crítico, como subrayaron algunos grupos PSOE, CiU y PNV al reclamarle, por ejemplo, una valoración sobre la huelga que la derecha judicial convocó el pasado 8 de octubre.

El presidente del órgano de gobierno de los jueces pasó de puntillas sobre esta convocatoria. Dívar coincidió con el portavoz socialista, Julio Villarrubia, al señalar que la movilización 'careció de cobertura legal', por lo que emplazó al Congreso a concretarla: 'Serán ustedes, los legisladores, los que tendrán que dar el marco adecuado a las disfunciones que se puedan producir'.

En la huelga unilateral convocada por la Asociación Profesional de la Magistratura se produjeron pocas, según Dívar, 'por el sentido de responsabilidad de los jueces, que hizo que la desatención a actos señalados fuera mínima'.

El presidente del CGPJ huyó así de cualquier asomo de enfrentamiento o polémica. Tampoco fue retado por los grupos en una comparecencia blanca. Tanto se lo pareció al portavoz del PNV, Emilio Olabarría, que llegó a comparar su exposición con 'una memoria del Banco de Santander'. Ironía que Dívar encajó con deportividad: 'Gracias por la satisfacción que usted me concede'.

La Justicia no es 'super eficaz, no es perfecta', subrayó el presidente del CGPJ para evitar la autocomplacencia tras señalar que se encuentra 'en la buena senda, al margen de problemas 'en muchos casos casi endémicos'.

Ese horizonte esperanzador se sostiene, a su juicio, en cambios como la reforma legal de la Oficina Judicial, el Plan de Modernización aprobado por el Gobierno o la creación de 140 nuevos órganos judiciales en los últimos meses.