Público
Público

La crisis obliga a subir el IVA en muchos países

Un informe de KPMG destaca la necesidad de elevar los ingresos públicos

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Gobiernos de todo el mundo están tomando la decisión de aumentar los impuestos indirectos (en especial, el IVA o similares), con el fin de asegurarse un incremento de la recaudación que compense la debilidad de los ingresos públicos provocada por la crisis. Así lo destaca un informe de la consultora KPMG, que analiza la evolución de la fiscalidad en 116 países.

El estudio examina los tipos de la imposición indirecta hasta el 1 de enero de 2009. No incluye, por tanto, los cambios aplicados este año o anunciados para 2010, como es el caso de España que, en línea con las conclusiones de KPMG, elevará del 16% al 18% el tipo general del IVA. En todo caso, el informe establece que ya en 2008 los países europeos aumentaron de media el IVA en tres décimas, del 19,5% al 19,8%, y da por hecho que va a seguir subiendo el próximo año, al menos hasta el 20%. En Latinoamérica la subida fue de tres décimas (del 15,9% al 16,2%), mientras que en la región de Asia-Pacífico hubo una leve caída, del 10,9% al 10,8%.

La consultora interpreta esta tendencia alcista de los impuestos indirectos como una respuesta de los gobiernos ante la incertidumbre generada por la crisis, ya que el IVA garantiza 'ingresos muy estables' y 'generalmente se recauda con mucha mayor rapidez' que otros impuestos.

Entre los países que en 2008 decidieron aumentar la imposición indirecta están Irlanda, Hungría, Estonia, Pakistán, Lituania, Letonia, Israel y Venezuela. Reino Unido y Portugal, en cambio, decidieron bajarlo.

El informe también analiza las tendencias de la fiscalidad sobre los beneficios de las empresas en todo el mundo y concluye que la crisis ha estabilizado su evolución, frenando la tendencia al descenso que se ha venido observando en los últimos años, sobre todo en Europa y Latinoamérica. En ambas regiones, el tipo promedio del Impuesto sobre Sociedades se mantuvo en 2008, lo cual es de destacar porque en la región latinoamericana venía bajando ininterrumpidamente desde 2004 y en el caso europeo es la primera vez que no cae en 13 años.

KPMG también destaca que la cooperación entre las autoridades fiscales a nivel internacional se ha incrementado 'significativamente'.