Público
Público

Cuba hace escasos progresos en Internet y telecomunicaciones

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La capacidad de los cubanos de comunicarse unos con otros y el mundo se mantuvo muy por debajo de la media de la región del Caribe y América Latina en 2009, de acuerdo con un informe del Gobierno difundido esta semana.

A pesar de la legalización de los teléfonos móviles en 2008, en el país había sólo 1,8 millones de líneas telefónicas, es decir, 15,5 líneas por cada 100 habitantes, cifra que resultó la más baja en la región, según la Unión Internacional de Telecomunicaciones de las Naciones Unidas. Unos 800.000 teléfonos eran móviles.

La cifra de ordenadores era de 700.000, ó 62 por cada 1.000 habitantes, en comparación con más de 160 por cada 1.000 habitantes de la región. La mayoría de los ordenadores están situados en oficinas del Gobierno, centros médicos y educativos.

En la isla no hay banda ancha, los usuarios de Internet son relativamente pocos y sufren angustiosas esperas para abrir un correo electrónico, ya sin hablar de ver una foto o un vídeo. Esto también dificulta las operaciones gubernamentales y de negocios.

Cuba sostiene que el embargo de Estados Unidos es el principal impedimento para que sushabitantes puedan contratar servicios de Internet en sus domicilios, obligando al país a utilizar sólo un sistema por satélite, que lo hace más lento y costoso.

En una decisión adoptada el pasado año para aliviar algunos aspectos del embargo de 48 años aplicado por Washington a La Habana, el presidente Barack Obama permitió a las empresas de telecomunicaciones de su país que ofrecieran servicios a Cuba como parte de una estrategia para aumentar los contactos "pueblo a pueblo".

Las autoridades cubanas apoyaron la decisión, pero reiteraron su demanda para que Washington levante completamente el embargo. Hasta la fecha no ha habido progresos, según dijeron fuentes empresariales.

El Estado cubano controla las comunicaciones y la economía.

Si bien la Oficina Nacional de Estadísticas informó en su página en Internet (www.one.cu) que había 1,6 millones de cibernautas, es decir 14,2 por cada 100 habitantes, en la mayoría de los casos se trata de una intranet del Gobierno.

En Jamaica, el acceso a Internet era de 53,27 por cada 100 habitantes en 2008, en República Dominicana era de 25,87 por ciento y en Haití se registró un 10,42 por ciento, según informó la Unión Internacional de Telecomunicaciones.

El acceso a la televisión por satélite está demasiado restringido, ya que en Cuba este servicio es considerado ilegal si no cuenta con el permiso especial que requiere del Gobierno. Las autoridades periódicamente buscan en los barrios y hogares a aquellos que ilegalmente tienen los receptores.

También insisten en que los datos sobre el uso individual y la propiedad de los ordenadores y teléfonos son engañosos, ya que se da prioridad al uso social de la tecnología de telecomunicaciones, principalmente en los sectores sanitario y educativo y en los centros públicos de Internet en cada municipio.

Cuba y Venezuela han formado una empresa conjunta para instalar un cable entre los dos países pero falta por lo menos un año para la finalización del proyecto.

El fracaso a la hora de incorporar las telecomunicaciones modernas es uno de los grandes problemas para los ciudadanos cubanos menores de 50 años, que lo mencionan como uno de los principales motivos para emigrar.