Público
Público

Culminan las Obras Completas de Ortega y Gasset, tras una investigación millonaria

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La culminación de las Obras Completas de Ortega y Gasset, con 107 inéditos y 262 textos revisados, fue celebrada hoy como "un día feliz" por el presidente de la Fundación Ortega, José Varela, al presentar el tomo X de este gran empeño, que ha costado 2,5 millones de euros solo en investigación.

Jesús Sánchez Lambás, director del proyecto, agradeció, más allá de los números, el "aliento moral" de Luis Abril, quien, primero desde el Banco Santander y luego desde Telefónica, sostuvo su apoyo a esta edición, muy cuidada por Taurus, superando avatares que dañaran su calidad y rigor, en una labor de patrocinio "inusual".

Emiliano Martínez, presidente del grupo Santillana, "que confió -dijo Varela- antes de que le salieran las cuentas", y Javier Zamora Bonilla, que coordinó al grupo de investigadores, completaron hoy la mesa de presentación como artífices del más grande esfuerzo en la reciente historia editorial española.

Varela lo resumió como la "primera gran edición en español", para subrayar su vocación americana -tierras de donde proceden algunos inéditos de este último volumen- y destacó las aportaciones de los utilísimos índices, que vuelven la obra del pensador (1883-1955) más accesible y confortable que las publicaciones precedentes para lectores y estudiosos.

Y es que este último tomo incluye 737 páginas de índices generales, transversales a los diez volúmenes; otro exhaustivo de conceptos -"muy útiles para saber lo que dice Ortega sobre algo como el amor, la moda, el arte o el federalismo"-, índices onomástico y toponímico, una completa cronología del "corpus" textual del autor y un índice alfabético de títulos.

El volumen recoge los textos que el filósofo escribió entre 1949 y 1955, seis rigurosamente inéditos que son partes desechadas del libro que dejó inacabado, "El hombre y la gente", en la versión para el curso de 1949-50 que impartió en el Instituto de Humanidades de Madrid.

Ortega estuvo ocupado en este ensayo hasta el final de sus días, y la edición da a conocer cómo evolucionó su análisis de lo social, desde su primera conferencia sobre el tema, en Valladolid en 1934 (tomo IX).

Entre estos inéditos hay una interesante meditación sobre la oratoria, sobre ese momento incierto que precede a pronunciar una conferencia, comparándolo con la tauromaquia, y una crítica a Husserl, uno de los filósofos con los que más discute en su obra.

En este volumen quedan fijados otros once textos con aspectos novedosos, como varias conferencias en el bicentenario del nacimiento de Goethe o la disertación en Berlín de su meditación sobre Europa ("De Europa meditatio quaedam").

Era 1949 en una Alemania deshecha por los bombardeos, y la conferencia de Ortega en la Universidad Libre de Berlín abarrotó la sala de más de 3.000 plazas, se formó un revuelo, se rompieron cristales y los periódicos titularon al día siguiente: "La rebelión de las masas".

La edición completa en diez volumenes abarca 10.672 páginas, de las que 8.712 son texto de Ortega, y de éstas 3.372 seguían inéditas a su muerte.

El resto -unas 1.200 páginas- lo forma el aparato crítico de cada volumen, que supone la mayor fuente de información para estudiar al pensador español. Los apéndices de los seis primeros -469 páginas- incluyen las variantes entre las diferentes versiones, cotejadas electrónicamente.

Varela calificó el conjunto como una "obra muy moderna" que integra la cultura centroeuropea y anglosajona, y que no se detiene en este momento, porque se siguen recuperando materiales y se trabaja para una edición más breve en inglés, sin olvidar la posible edición digital.

José Varela Ortega subrayó como uno de los "frutos" mejores de este trabajo el grupo de investigación que trabaja sobre la filosofía orteguiana, algo inusual en este país. "En este caso -dijo- no se financió por ejercicio fiscal, sino por ejercicio de investigación, los 3-4 años de una tesis doctoral".

Se congratuló por esta forma de actuar, que calificó como "la modernidad académica que siguen los países punteros", y por el logro del proyecto, que "va a revolucionar el conocimiento que se tiene de Ortega y Gasset".