Público
Público

El Dalai Lama dice que trabajará "hasta la muerte" por la causa tibetana

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El líder espiritual de los tibetanos, el Dalai Lama, aseguró hoy que trabajará "hasta la muerte" en la defensa de la causa tibetana por considerarla una "obligación moral" y descartó retirarse.

"No tiene ningún sentido ni hay ninguna posibilidad de retiro. Es mi obligación moral hasta mi muerte trabajar por la causa tibetana. Todo mi cuerpo y mi carne son tibetanas", dijo Tenzin Gyatso en una rueda de prensa celebrada en Dharamsala, ciudad que acoge al Gobierno tibetano en el exilio.

El líder agregó que continúa "completamente comprometido con la causa tibetana" que calificó de "justa", según la agencia IANS.

La comparecencia del Dalai Lama tiene lugar un día después de que más de 500 delegados tibetanos le expresaran su apoyo, reconocieran su liderazgo y pidieran que no abandonara sus funciones al término de una reunión de seis días convocada con el objetivo de decidir el futuro del movimiento.

Los participantes acordaron por unanimidad reafirmar "la fe y lealtad del pueblo tibetano a su santidad el Dalai Lama y continuar con la postura de la 'vía del medio' para que China se comprometa en encontrar una solución pacífica", según un comunicado publicado en la página web del Ejecutivo tibetano en el exilio.

La propuesta de la 'vía del medio' prevé una mayor autonomía del territorio tibetano dentro del territorio de la República Popular China.

"Afirmamos que su santidad y la Administración Central Tibetana son los únicos representantes del pueblo tibetano", dijo el presidente del Parlamento en el exilio, Karma Chophel, en su discurso final.

También decidieron que el diálogo con Pekín debe finalizar si el Gobierno chino no da una respuesta positiva al memorando de "autonomía genuina" entregado por los enviados del Dalai Lama a principios de mes.

"El encuentro insta al Kashag (gabinete de la Administración Central Tibetana) a poner fin a las conversaciones en curso con la cúpula china si el Gobierno chino no está de acuerdo con las demandas y no responde positivamente a las propuestas del pueblo tibetano", agrega la nota.

El primer ministro del Gobierno tibetano en el exilio, Samdhong Rinpoche, aseguró que las demandas tibetanas están expresadas en el memorando de "autonomía genuina" y que no se hará ninguna otra propuesta.

Según Rinpoche, el asunto principal a discutir con Pekín es el "bienestar de los seis millones de tibetanos" y no el estatus personal del Dalai Lama ni de sus colaboradores.

La ciudad de Dharamsala, en las estribaciones del Himalaya, acoge la residencia del Dalai Lama, líder espiritual y político tibetano, quien se exilió en la India tras el fracaso de la insurrección tibetana de 1959.