Público
Público

El dato del desempleo pondrá a prueba la salud de Wall Street

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La salud de las acciones estadounidenses, que mostró cierta debilidad en los últimos días por temores sobre la recuperación económica y la permanencia del estímulo gubernamental, será puesta a prueba la próxima semana por decisivos datos de crecimiento y empleo.

Los inversores se alistan para estudiar minuciosamente las nominas de empleos no agrícolas de septiembre, el último indicador del producto interior bruto del segundo trimestre y otros datos económicos.

Los datos llegan en medio de señales de que podría estar esfumándose el repunte bursátil, que ha impulsado al índice Standard & Poor's 500 cerca de un 54 por ciento desde inicios de marzo.

El mercado sufrió tres jornadas consecutivas de pérdidas y el S&P anotó su mayor caída semanal desde inicios de julio, con datos que mostraron que los pedidos de bienes duraderos de Estados Unidos tuvieron su mayor retroceso de siete meses.

La próxima semana, las miradas estarán puestas en el dato de desempleo mensual en Estados Unidos, a entregarse el viernes. La tasa de desempleo del 9,7 por ciento en Estados Unidos es una preocupación mayor para los inversores, debido al impacto sobre la economía y, en particular, sobre el gasto de consumo.

"Este es un gran tema todo el tiempo, porque es realmente uno de los indicadores más sensibles", dijo Cummins Catherwood, director gerente de Boenning and Scattergood.

Los inversores también estarán atentos al discurso del presidente de la Reserva Federal Ben Bernanke, que hablará el jueves en el Congreso.

SEMANA DE PERDIDAS

En la semana, el S&P 500 cayó un 2,2 por ciento, el Dow Jones cedió un 1,6 por ciento y el Nasdaq perdió un 2 por ciento.

Para el dato del viernes, un sondeo de Reuters entre economistas reveló que se esperan una pérdida de 180.000 empleos no agrícolas, lo que significará un avance frente a los 216.000 que se declarados en agosto.

Sin embargo, se espera que la tasa de desempleo suba al 9,8 por ciento.

Los datos finales del segundo trimestre del PIB serán revelados el miércoles, lo que tendrá ansiosos a los inversores que buscan ver si este informe muestra algún cambio frente a la contracción estimada del 1,0 por ciento.