Público
Público

Debut y triunfo de Maradona, Francia se atasca e Inglaterra gana en Alemania

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Diego Armando Maradona salió airoso de su puesta en escena como técnico de la selección argentina, con un estrecho triunfo en Hampden Park, frente a Escocia, que alentó el miércoles preparatorio para los principales combinados nacionales, que subrayó las penurias que padece Francia y Alemania, sonrojado por Inglaterra, plagada de suplentes.

Los compromisos internacionales apenas contradijeron el talante que cada selección ha ofrecido en el trayecto recorrido por la fase de clasificación hacia el Mundial 2010: Italia sufrió para evitar la derrota en Grecia (1-1) y Holanda estuvo autoritario con Suecia (3-1).

Sin embargo, el estreno de Maradona como responsable de la selección albiceleste aplacó trascendencia al resto de choques. El mejor jugador de la historia reciente del fútbol mundial logró una victoria en su estreno. Un tanto del rojiblanco Maxi Rodríguez a los ocho minutos de partido dio valor a las primeras notas de la nueva carrera del astro.

Sin Leo Messi ni Juan Román Riquelme y tampoco sin Sergio Kun Agüero, Maradona situó como primer once inicial a Juan Pablo Carrizo, en la meta, con Javier Zanetti, Martin Demichelis, Gabriel Heinze, Emiliano Papa, Maxi Rodriguez, Fernando Gago, Javier Mascherano, Jonás Gutiérrez, Ezequiel Lavezzi y Carlos Tevez.

Fue un choque especial para el astro argentino, que regresó al campo donde, con sólo dieciocho años, marcó su primer gol para el combinado argentino. Ahora inicia su andadura como responsable del equipo nacional.

Peor pinta tiene Francia. Raymond Domenech no fue capaz de despejar los fantasmas que le amenazan en los últimos tiempos. El cuadro galo fue incapaz de ganar a Uruguay en París. Con Domenech prendido de un hilo desde que se marchó por la puerta de atrás en la pasada Eurocopa, Francia trata de reconstruir un proyecto que todavía no convence.

Poco trabajo tuvo Uruguay para anular a una Francia que sigue con la pólvora mojada y que tiembla frente a su público. Los "bleus" parecen en estos tiempos uno de esos clubes que en cada jugada se examinan ante su parroquia y que no han estudiado la lección. Salieron abucheados de su feudo.

Alemania, por su parte, fue puesta en evidencia en Berlín por una Inglaterra llena de suplentes y con prácticamente sólo tres titulares en el equipo inicial. El conjunto germano se resguarda en las tres sensibles ausencias. Michael Ballack, Torsten Frings y Philipp Lahm. Nada comparable con la situación de los visitantes. Fabio Capello, tuvo que recurrir prácticamente al equipo B.

Alemania estuvo desorientada e Inglaterra fue eficaz pero sin brillar y sólo algunas acciones de la segunda parte pudo darle alguna satisfacción a los espectadores. John Terry dio el triunfo a Inglaterra a falta de seis minutos. Antes, su compañero Matthew Upson abrió el marcador y Patrick Helmes había logrado el empate.

Robin van Persie, delantero del Arsenal inglés, logró con un 'doblete' encarrilar una nueva victoria de Holanda, en este caso ante una Suecia que hizo muchas probaturas y que echó en falta a su gran figura, Zlatan Ibrahimovic, quien necesitaba descansar por el calendario tan apretado.

Bert Van Marwijk optó finalmente por dar entrada en la vertiente ofensiva a Van Persie, el madridista Wesley Sneijder, Ryan Babel y Dirk Kuyt. Y el jugador del Arsenal se convirtió en el protagonista del partido jugado en el Amsterdam Arena, al encarrilar el triunfo poco después de la media hora y nada más iniciarse el segundo periodo.

Los rivales de España en el camino hacia el Mundial también tuvieron una noche de estreno en la jornada. Turquía ganó en Austria (2-4). Tres tantos de Tuncay Sanli terminaron con la resistencia centroeuropea.

Bélgica, por su parte, dejó escapar el triunfo en Luxemburgo (1-1) y bosnia desveló un notable talante goleador en su duelo en Eslovenia, que solventó por 3-4.