Público
Público

Declara un testigo clave en el caso de la maleta de Venezuela

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Un testigo clave en el escándalo por el supuesto envío ilegal de 800.000 dólares de Venezuela hacia Argentina, que habrían estado destinados a una campaña política, dijo el martes a un tribunal estadounidense que podrían haber estado involucrados hasta cinco millones de dólares.

Guido Alejandro Antonini Wilson, un testigo del Gobierno, dijo al tribunal que él no sabía que una maleta que llevaba el año pasado en un avión privado mientras intentaba entrar en Argentina contenía 800.000 dólares.

"Ese dinero no era mío y no me pertenecía", dijo a la corte Antonini, un empresario venezolano-estadounidense.

Los responsables adueaneros argentinos requisaron el efectivo pero dejaron ir a Antonini después de que firmara un documento donde declaraba que el dinero era suyo.

Antonini, quien tiene una residencia en Cayo Vizcaíno, Florida, declaró al tribunal que sólo firmó el documento para resolver rápidamente el problema con los trabajadores del aeropuerto.

El empresario dijo que nunca intentó recuperar los fondos y que resistió la presión posterior del Gobierno del presidente venezolano, Hugo Chávez, para ocultar el origen del dinero.

Fiscales estadounidenses han dicho que los 800.000 dólares, vinculados a la compañía de petróleo estatal de Venezuela, PDVSA, tenían como objetivo la campaña electoral de Cristina Fernández de Kirchner, la ex primera dama que ganó en octubre las elecciones presidenciales de su país.

El juicio se centra en Franklin Duran, uno de los cinco hombres acusados de presionar a Antonini, de 39 años, para ocultar el papel de Venezuela en el escándalo.

El caso, llamado "el escándalo de la maleta" por los medios argentinos, ha salpicado tanto a Chávez y Fernández con acusaciones de corrupción. Ambos han negado enfáticamente cualquier conducta dolosa.

Antonini dijo que uno de los supuestos organizadores del viaje, un ex trabajador de PDVSA instalado en Argentina a quien identificó como Diego Uzcategui, posteriormente le señaló que habían sido transportados en el vuelo un total de cinco millones de dólares en efectivo.

La semana pasada, Chávez calificó el juicio como un montaje y señaló que forma parte de una campaña del Gobierno del presidente Bush para desestabilizar a su país.