Público
Público

Dejar el cigarrillo puede ayudar a reducir el estrés: estudio

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Los fumadores suelen decir quenecesitan un cigarrillo para calmar sus nervios, pero unestudio británico halló que los niveles de estrés crónicopueden bajar después de que una persona abandona el hábito.

Un estudio entre 469 fumadores que intentaron dejar defumar después de ser internados por enfermedad cardíacaidentificó que aquellos que se alejaban de los cigarrillos porun año reportaban un menor nivel de estrés.

Los nervios prácticamente no sufrieron cambios en lospacientes cardíacos que volvieron a fumar, de acuerdo a losinvestigadores de Barts y The London School of Medicine andDentistry.

El estudio, publicado en la revista Addiction(http://www3.interscience.wiley.com/journal/123497661/abstract), apoyó la teoría de que, al menos para algunas personas, fumarde hecho agrava el estrés crónico.

"Los fumadores a menudo ven a los cigarrillos como unaherramienta para manejar el estrés y los ex fumadores a vecesvuelven a fumar con la idea de que eso los ayudará a soportarun evento angustiante en su vida", dijo el investigador PeterHajek a Reuters Health.

Sin embargo, los estudios demostraron que los no fumadorestienden a reportar un menor estrés que los fumadores.

La razón de esa diferencia no está muy clara, pero podríasignificar que las personas más propensas al nerviosismo tienenmás probabilidad de asumir el hábito.

Por otro lado, fumar puede generar estrés a largo plazo,incluso si las personas sienten que les proporciona un aliviotemporario de situaciones difíciles.

El estudio de Hajek halló que la mayoría de los 469fumadores -el 85 por ciento- creían al comienzo del seguimientoque el cigarrillo les permitía lidiar con el estrés en algunamedida. La mitad dijo que el hábito los ayudaba "mucho" asoportar los nervios.

Pero un año más tarde, los participantes fueron nuevamenteinterrogados y el 41 por ciento no había vuelto a fumar.

En promedio, el equipo de Hajek encontró que los abstemiosmostraban una reducción del 20 por ciento en sus nivelesreportados de estrés, mientras que los pacientes que habíanvuelto a fumar tenían pocos cambios en la percepción acerca desus nervios.

La relación entre la abstinencia y el menor estrés semantuvo cuando los investigadores consideraron factores como laedad y educación de los pacientes, la cantidad de cigarrillosque fumaban antes de dejar y cuán altos estaban sus niveles deestrés al comienzo del estudio.

Los investigadores dijeron que los resultados apoyaban laidea de que la dependencia al cigarrillo es en sí misma unafuente crónica de estrés.

"Cuando los fumadores dependientes no pueden fumar, debidoa que el período sin cigarrillos se extiende, tienden asentirse más y más tensos, irritables e incómodos", aseguróHajek.

"El cigarrillo alivia ese estado estresante y esta esprobablemente la principal razón por la cual los fumadorescreen que fumar los reconforta", agregó.

Una persona que fuma 20 cigarrillos por día, por ejemplo,esencialmente atraviesa 20 situaciones estresantes por día,cuando sus niveles de nicotina en el cuerpo caen. Una vez quela persona deja de fumar -y supera el período inicial deabstinencia-, tendrá 20 momentos menos de estrés", explicó.

Hajek dijo que su estudio sugiere que dejar de fumar puedeno sólo beneficiar la salud física del fumador, sino también subienestar mental.