Público
Público

Del ladrillo al "blanco, verde y azul"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Los barones del PSOE y sus secretarios regionales han asistido hoy en Ferraz a una "clase" de cinco horas sobre la reforma de las políticas activas de empleo con la que se quiere situar a los parados en el "corazón de la agenda política y social" y pasar del ladrillo al "blanco, verde y azul".

El presidente del Consejo Territorial del PSOE, José María Barreda, ha explicado al término del encuentro que uno de los objetivos centrales de la reforma es dirigir mejor la formación que se da a los desempleados para que puedan encontrar cuanto antes un nuevo empleo, pero también para que éste sea de mejor calidad.

"Cuando hablamos de reformular las políticas activas tenemos que relacionarlas con el nuevo modelo productivo al que nos queremos acercar", ha señalado Barreda, antes de recordar que una buena parte de estas políticas están dedicadas a cualificar a las personas en oficios que tienen que ver con la construcción.

"Ahora han cambiado las necesidades", ha recordado el presidente de Castilla-La Mancha, antes de señalar que no tiene sentido dedicar más de 560 millones de euros a las "escuelas taller para seguir insistiendo en actividades que tiene que ver únicamente con la construcción".

A ello hay que añadir que la "inmensa mayoría" de los trabajos requeridos van a ser para personas con cualificación media y alta por lo que "hay que reorientar la preparación de los trabajadores en esa dirección".

Por ello, Barreda ha dicho que a un joven que esta desempleado es preferible decirle que se prepare a que busque un trabajo, porque sin cualificación "en el mejor de los casos va a encontrar un trabajo precario y es mejor que dedique su tiempo a la formación ahora y tener la posibilidad más adelante de tener un trabajo de mejor calidad".

¿Y en qué se tiene que formar ese joven?, pues Barreda ha dibujado con tres colores cuáles son los nuevos yacimientos de empleo.

Los blancos: relacionados con la sanidad, la dependencia y los servicios sociales, donde se ha producido "un incremento notable de puestos de trabajo".

Los verdes: aquellos que tienen que ver con la ecología, las energías limpias y las renovables. Aquí, según Barreda, hay un yacimiento de trabajo que está por desarrollar y al que hay que unir una nueva concepción de la agricultura y la ganadería "que tiene enormes posibilidades en el desarrollo sostenible".

Los azules: en este grupo están las nuevas tecnologías y la informática así como el sector de la investigación.

Pero la reforma que pretende el Gobierno va más allá del cambio en la formación. Según el documento de trabajo que se ha entregado a los asistentes a la reunión de hoy en Ferraz, junto a esta medida a largo plazo hay otras más "rápidas", que buscan que la atención más personalizada a los desempleados llegue cuanto antes, "en los próximos meses".

Aunque Barreda ha dicho que no se han fijado plazos para la reforma para no ser prisioneros de ninguna fecha, el documento entregado por el PSOE insiste en que el "cambio de rumbo" debe percibirse desde ya y por ello, aunque habrá varias fases, debe estar "globalmente diseñada y operativa en una primera en el primer trimestre de 2011".

Con la reforma se busca conjugar mejor la competencia normativa del Estado en esta materia con la de las comunidades, pero también conjugar mejor lo "público y lo privado en la intermediación en el mercado de trabajo".

Así, se busca la colaboración en la intermediación laboral entre los servicios públicos de empleo y las agencias privadas de colocación, que deberán atender a todas las personas desempleadas, ser totalmente gratuitas para los trabajadores y ser autorizadas por los primeros para su funcionamiento.

DISPLAY CONNECTORS, SL.