Público
Público

Dell pretende reducir su material de embalaje

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Dell anunció el lunes que llevaría a cabo una nueva iniciativa para eliminar material de embalaje por 20 millones de libras (unos 22 millones de euros) en los próximos cuatro años.

Los grupos pro ambientales llevan tiempo instando a las empresas a cambiar la forma de transportar sus productos, proponiendo el uso de materiales más sostenibles y prácticas más eficientes.

El segundo fabricante de ordenadores mundial dijo que planea recortar en materiales de embalaje tanto de ordenadores de mesa como de portátiles en un 10%, aumentar los materiales de amortiguación reciclables en un 40% y hacer que el 75% de los materiales de embalaje sean reciclables también en 2012.

Reducir el material de embalaje también lleva a fabricar cajas menores y un número menor de envíos, lo que a su vez reduce las emisiones de carbono del transporte.

Aunque la reducción de costes que se espera es pequeña, alrededor de 8 millones de dólares, Dell afirmó que se va a centrar en el "embalaje verde".

"Lo vemos como un primer paso", dijo Oliver Campbell, encargado de embalaje de Dell.

Dell ha hablado mucho de convertirse en la compañía más verde de tecnologías de la información, y las acciones del fabricante de PCs siempre están siendo analizadas.

El Día de la Tierra de este año, Dell fue criticado por muchos blogueros por la cuestión del embalaje. La compañía contestó y prometió que mejoraría en ese campo.

Campbell explicó que el desafío real está en un mejor diseño, en crear maneras más ecológicas de amortiguar para el envío del producto.

Dell utilizará métodos variados de embalaje, y entre ellos un acolchado hecho de papel reciclado y bolsas de aire hinchables. La compañía también utilizará polietileno denso, que se puede fabricar con briks de leche o envases de detergente.

Dell dijo que es el único fabricante de ordenadores que predica por una reducción en el embalaje de ordenadores y portátiles. Los rivales Hewlett-Packard y Apple también quieren ofrecer garantías verdes, y parece que la cuestión ecológica se ha convertido en una cuestión de competencia entre los tres.