Público
Público

¿Derivación de ambulancias afecta más a pacientes en riesgo?

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Por Amy Norton

Los adultos mayores, laspersonas sin cobertura y los enfermos graves son los grupos máspropensos a depender del transporte en ambulancia, lo queaumenta la posibilidad de que sean los pacientes más afectadoscuando los hospitales las derivan por falta de lugar.

Para aliviar la sobrecarga en las unidades de emergencia,los hospitales en Estados Unidos usan una práctica llamadadesvío de ambulancias, que es la derivación a otros centros. Lapolítica fue criticada porque puede poner a los pacientes enriesgo al aumentar el tiempo en tránsito.

Por otro lado, su objetivo es que los pacientes reciban eltratamiento que necesitan lo antes posible, ya que lasobrecarga de trabajo en las unidades de emergencia podríademorar la atención de los que llegan y de los que están en lasala de espera.

Para el nuevo estudio, publicado en Annals of EmergencyMedicine, los autores analizaron datos nacionales sobre unos200.000 ingresos de emergencia desde 1997 al 2005 para conocersi existen ciertos grupos que dependen más que otros de lasambulancias para llegar al hospital.

En teoría, postularon, esas personas serían las másafectadas por el desvío de las ambulancias.

El equipo observó que los pacientes de Medicare, losmayores de 75 años y la población sin seguro o con coberturapública eran los más propensos a usar las ambulancias. Y losenfermos graves dependían de ese transporte más que aquellos enestado no crítico (57 versus 15 por ciento).

Al considerar todas las hospitalizaciones, un tercio de lospacientes de Medicare habían usado una ambulancia, comparadocon el 11 por ciento de la población con seguro privado.

Y entre los enfermos críticos, el 61 por ciento de lospacientes de Medicare habían sido trasladados en ambulancia, adiferencia del 47 por ciento de la población con coberturaprivada.

Los enfermos críticos con cobertura pública o sin seguro desalud eran igualmente propensos a utilizar una ambulancia quelos pacientes con seguro privado.

La frecuencia de este transporte fue alta también en lospacientes críticos más grandes (67 por ciento) y en los másjóvenes: el 63 por ciento del grupo de 15 a 24 años llegó a launidad de emergencias en ambulancia.

Esto aumenta la posibilidad de que los desvíos los afectendesproporcionadamente, incluidos los casos más graves al llegaral hospital.

Pero el estudio no incorporó datos que pudierandemostrarlo, indicó el autor principal, doctor Benjamin T.Squire, del Centro Médico Harbor-UCLA, en Torrance,California.

"Para eso se necesitaría una base de datos regionales coninformación de los pacientes derivados y de sus resultados",dijo Squire a Reuters Health.

Una alternativa, agregó, sería que los investigadores haganun estudio "prospectivo", en el que se sigan en el tiempo losingresos a las unidades de emergencia y los desvíos de lasambulancias en una región determinada. Eso, dijo Squire, sería"costoso y prolongado, pero muy valioso".

FUENTE: Annals of Emergency Medicine, online 16 de juniodel 2010.