Público
Público

Detenido el director de la Terminal de Carga del Puerto de Barcelona en una operación antidroga

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La Policía Nacional ha intervenido una tonelada de cocaína en Cataluña y Andalucía y ha detenido en Barcelona a quince personas por tráfico de droga, entre ellas al director de la Terminal de Carga del puerto de esta ciudad, José Mestre.

La droga ha sido intervenida en contenedores enviados a los puertos de Barcelona (202 kilos), al gaditano de Algeciras (723 kilos) y a una nave de El Prat de Llobregat (Barcelona), donde se han localizado 113 kilos.

Entre los detenidos figura el director de la Terminal de Carga del Puerto de Barcelona, que es también presidente del Grupo Mestre y propietario de la empresa portuaria Tercat y a quien la Policía Nacional considera como "uno de los presuntos responsables de la red en nuestro país".

La droga, según un comunicado de la Policía Nacional que indica que en la operación ha intervenido también la Agencia Tributaria, había sido enviada a España en contenedores desde Panamá, Colombia y Argentina e iba camuflada entre carga legal.

Un total 202 kilos fueron intervenidos en el Puerto de Barcelona ocultos en un cargamento de chatarra que envió una organización internacional de narcotraficantes.

La policía ha practicado nueve registros, ha precintado numerosas obras de arte de gran volar, ha intervenido 12 vehículos de gama alta y 50.000 euros en efectivo, ordenadores y abundante documentación.

En el puerto de Algeciras fueron aprehendidos 723 kilos de cocaína camuflados entre cajas para la conservación de flores.

El resto de la droga -113 kilos- fue localizada en una nave de El Prat, en el doble fondo de una caja fuerte procedente de Argentina.

La operación comenzó en agosto del año pasado, cuando los especialistas de la Brigada Central de Estupefacientes de la Policía Nacional comenzaron una investigación sobre una organización de traficantes de droga que quería introducir grandes cantidades de cocaína en España oculta en contenedores.

La policía consiguió identificar a una persona de origen sudamericano que se relacionaba con un ciudadano español que disponía de "un importante entramado empresarial que pondría a disposición de los narcotraficantes con la finalidad de dotar de cobertura comercial legal a las importaciones de estupefacientes".

La red contaba para la importación de los contenedores con una empresa sin actividad comercial alguna, cuyo objeto social era la comercialización general de metales y artículos de chatarrería y que usaría el Puerto de Barcelona como punto de entrada de la droga.

El pasado mes de mayo, uno de los proveedores de la cocaína viajó a España para entrevistarse con el director de la Terminal de Carga del Puerto de Barcelona.

La organización disponía de la infraestructura necesaria para el envío de la drogan -suministradores, empresas exportadoras e importadoras, transporte y almacenamiento posterior- y comprobó su funcionamiento enviando dos contenedores con carga legal.

Posteriormente, enviaron dos contenedores con 25 toneladas de chatarra, y en uno de ellos camuflaron los 202 kilos de cocaína.

Los 723 kilos intervenidos en el Puerto de Algeciras se encontraron en un contenedor procedente de Colombia, cuyo destino final era el Puerto de Marsella, pero la Policía Nacional averiguó que el buque que transportaba la droga haría escalas en Algeciras y Barcelona.

La droga estaba oculta en varias bolsas de deporte localizadas entre cajas para la conservación de flores.

En las tres operaciones han intervenido agentes de diversos grupos de la Policía Nacional, así como de las policías de Argentina y Colombia.