Público
Público

Detenido un ultraderechista por los ataques a varios medios digitales

El joven

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La Unidad de Investigación Tecnológica de la Policía Nacional ha detenido en Alicante a un joven ultraderechista como presunto responsable de los ataques informáticos y las amenazas de muerte denunciados por varios medios de comunicación digitales en los últimos días.

El arrestado, de 19 años de edad, había adquirido conocimientos informáticos de manera autodidacta, y ha sido localizado en su domicilio de Torrevieja, donde la Policía se ha incautado de ordenadores portátiles, discos duros y banderas nazis y preconstitucionales. Además de perpetrar los ataques, el joven envió varios e-mails en los que amenazaba con la colocación de artefactos explosivos y expresaba su intención de matar a los periodistas.

Según la nota de la Policía, la detención se ha producido  48 horas después de la presentación de una denuncia formal ante la Policía por dos de los medios afectados. El arrestado, que reivindicó los ataques en nombre del Comando cibernético fascista del imperio español  a través de la creación de perfiles en redes sociales, se sirvió de tres redes de ordenadores infectados en todo el mundo para saturar las webs de más de cinco periódicos online españoles , causando a uno de ellos un daño valorado en más de 100.000 euros-según este medio-.

En las dos últimas semanas,  medios digitales como Infolibre, Diagonal, Nodo50, Periodismo Humano o  El Plural habían sufrido varios ataques informáticos que inutilizaban sus páginas web y les impedían desarrollar su labor, dificultando la publicación de contenidos y acarreando perjuicios económicos y de imagen. Mediante el empleo de las redes sociales Facebook y Twitter, los diarios atacados informaron de los hechos a sus lectores mediante los hashtags #nonoscallan o #ataquenodo50 .

De hecho, y según Infolibre, el detenido cuyas iniciales son D.V.G es militante de Falange Española y de las JONS, y como consecuencia de sus acciones fue imposible acceder a este medio 'desde el extranjero durante una semana y desde España durante cerca de 40 horas en total', aseguran.

El ataque perpetrado se conoce como DDoS (denegación de servicio distribuida) y consiste en que un gran número de ordenadores se comuniquen con un sistema informático de manera simultánea, por ejemplo que todos ellos visiten una página web o una red y soliciten determinados datos al mismo tiempo, hasta conseguir que el objetivo se sature y deje de estar accesible.