Publicado: 03.02.2014 11:29 |Actualizado: 03.02.2014 11:29

La deuda de las familias se recorta en 124.000 millones durante la crisis

El grueso del endeudamiento de las familias se lo lleva la vivienda: son 611.520 millones, el 77,7% del total

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Las dificultades de los hogares (por el aumento del paro y la rebaja de sueldos, principalmente) y el drástico cierre del grifo del crédito ha provocado un descenso de 123.889 millones en el endeudamiento de las familias, según los últimos datos publicados este lunes por el Banco de España. Concretamente, los hogares debían al cierre de 2013 unos 787.393 millones, frente a los 911.282 millones de finales de 2008; en términos relativos, la caída es del 13,6%. En el último año, la deuda de las familias se ha recortado en 46.428 millones, estos es, un 5,6%.

El grueso de la deuda de las familias se lo lleva la vivienda: son 611.520 millones, el 77,7% del total. En 2008 representaba 74,4%.  Desde entonces, con el pinchazo de la burbuja de la vivienda y la restricción al crédito hipotecaria, se ha reducido en 66,927 millones, un 9,9%. Sin embargo, el recorte ha sido más intenso en las otras deudas de las famllias (donde están los préstamos para consumo): durante la crisis ha descendido en una cuarta parte (concretamente, en un 24,8%), hasta los 172.853 millones al cierre de 2013 (unos 56.859 millones).

En diciembre, la deuda de los hogares volvió a caer en el mes de diciembre tras el ligero repunte de noviembre, para colocarse en la cifra más baja desde enero de 2007. La deuda de las familias repuntó en noviembre por primera vez en cuatro meses, pero se trató entonces de un cambio puntual y no de un giro en la tendencia, que mantiene cerrado el grifo del crédito a particulares y empresas. Con pequeñas oscilaciones, la deuda de las familias se mantiene en sus niveles más bajos desde antes del inicio de la crisis, en 2007.

Por su parte, la deuda de las empresas bajó un 6% en 2013 y sumó 1,072 billones de euros, el nivel más bajo desde marzo de 2007. Sólo en el mes de diciembre, la deuda bajó un 1,3%. La caída interanual de este saldo se explica por el descenso de los préstamos de entidades de crédito residentes y los préstamos titulizados fuera de balance, que se redujeron un 11,9%, hasta los 648.446 millones de euros. En cambio, los valores distintos de acciones aumentaron un 5,9% durante el 2013 en tasa interanual, hasta los 82.288 millones, mientras que los préstamos al exterior aumentaron un 4,5% en relación a 2012, hasta los 342.126 millones de euros.