Publicado: 17.11.2014 10:06 |Actualizado: 17.11.2014 10:06

Dimite la consejera asturiana de Bienestar Social y Vivienda

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La consejera de Bienestar Social y Vivienda del Gobierno asturiano, la socialista Esther Díaz, ha anunciado este lunes que deja el cargo por su vinculación con Davelco, empresa administrada por su marido y que ha participado como subcontratista en obras contratadas por la administración regional, pero a la que ha dicho que no benefició. "No quiero ser un obstáculo", ha dicho, antes de lamentar que haya sido sometida a un "escarnio público". "Podré haberme equivocado, pero no soy una corrupta", ha afirmado.

Díaz ha hecho pública su decisión en la Comisión de Presidencia de la Junta General del Principado de Asturias (JGPA), donde ha comparecido a petición propia para informar acerca de su relación con la empresa Davelco S.A. Durante su comparecencia Díaz ha remarcado que no es una "corrupta" y que no ha "robado" ni utilizado sus cargos "en beneficio de empresa alguna", pero ha considerado que ya se ha "dictado sentencia" para su "descrédito" en relación a su vinculación a la sociedad, de la que posee el 19,8%.

"Podré haberme equivocado pero no he robado", ha manifestado la consejera, que ha incidido en que su participación en Davelco figuraba en la declaración de su patrimonio, publicado en el portal de Transparencia del Principado. La consejera ha afirmado que personas que aprecian su "labor", "gestión" y "honestidad" le han pedido que no dimitiera, pero ha admitido que "el ruido, la insidia pertinaz y el contexto político actual ahogan" sus "razones".

"Con esta renuncia espero dejar de ser un blanco fácil"

"Con esta renuncia espero dejar de ser un blanco fácil que contribuye al debilitamiento del Gobierno y al reproche a su presidente. También espero dejar de ser un ariete de desgaste a mi partido y, sobre todo, a los miles de afiliados y simpatizantes para que puedan seguir defendiendo en cada rincón de Asturias la labor del Gobierno sin reserva alguna", ha insistido la consejera.

La consejera ya había defendido hace una semana en rueda de prensa la legalidad, limpieza y transparencia de su participación accionarial en esta empresa. Díaz admitió que posee el 19,8 por ciento de la empresa y que trabajó en la misma antes de iniciar su carrera política primero como alcaldesa de Langreo y después como consejera.