Público
Público

Un diputado alemán plantea condonar la mitad de la deuda griega

"Grecia está en quiebra y no queda otro camino", ha asegurado el viceportavoz del partido de Merkel a un diario germano

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La situación en Grecia preocupa en Alemania, donde algunos parlamentarios ya ven al país heleno en quiebra. Así lo ha hecho Michael Fuchs, viceportavoz del grupo parlamentario de la Unión Cristiano Demócrata (CDU), partido de la canciller Angela Merkel. 

'Grecia está en quiebra', ha asegurado Fuchs al diario alemán Rheinische Post, el mismo día en el que el Eurogrupo se reune este lunes en Luxemburgo para analizar la ampliación del fondo de rescate a Grecia tras conocerse que no podrá cumplir los objetivos de déficit para 2011 y 2012 establecidos por la troika, integrada por representantes de la Comisión Europea, el Banco Central Europeo y el Fondo Monetario Internacional..

Fuchs considera que 'probablemente no haya otro camino' para Alemania 'más que aceptar al menos la condonación del 50% de su deuda'.  

El Ejecutivo heleno reconoció ayer domingo que el déficit público aprobado para 2011 será del 8,5% del PIB, por encima del 7,6% fijado por la troika, y que el del año 2012 será del 6,8%, superando en tres décimas el 6,5% fijado como objetivo en el segundo rescate.

Las conversaciones entre Grecia y la troika han concluido a primera hora de la mañana de este lunes según ha explicado a una televisión local el número dos del Ministerio de Economía, Pantelis Oikonomou. 'Las conversaciones han concluido, hemos estudiado las cosas y hemos tratado todos los temas principales'.

Además de incumplir los objetivos de déficit, Grecia seguirá en recesión en 2012 por cuarto año consecutivo y la deuda pública superará el 170 % del PIB, a consecuencia de las medidas de austeridad impuestas por el Gobierno. Así se desprende del proyecto de presupuestos enviado al Parlamento.

La deuda pública que el ejecutivo cifra en el 172,7 % del PIB para 2012, con un volumen de 381.200 millones de euros, supondrá unos 17.000 millones más que este año. Unos datos que son el contrapunto y la consecuencia de las severas medidas impulsadas por Atenas para reducir el déficit, que ha bajado un 7,1% en un año. Para bajar el déficit al 6,8 %, alcanzando la meta que el Ejecutivo calcula que podrá asumir en 2012, será necesario recaudar 7.110 millones de euros adicionales.

Mientras, la tasa de desempleo alcanzará el 15,2 % este año, con más de 800.000 trabajadores en paro, y se disparará hasta el 16,4 % en 2012. La Confederación de Funcionarios Públicos ADEDY asegura que los empleados ya han perdido un 40% de su poder adquisitivo por la crisis, a lo que se sumará ahora otra pérdida de entre el 20 y 40 % con las nuevas medidas que el Gobierno pretende imponer.

En protesta, junto a la Confederación de trabajadores del sector privado GSEE, ha anunciado una nueva huelga general de 24 horas para el miércoles próximo y otra para el 19 de octubre.