Publicado: 10.02.2014 20:38 |Actualizado: 10.02.2014 20:38

El director del Zoo de Copenhague recibe amenazas de muerte por sacrificar a la jirafa Marius

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El director científico y otros trabajadores del Zoo de Copenhague han recibido amenazas de muerte después del sacrificio de una jirafa sana pese a la campaña popular para evitar que la matasen con una pistola de perno. La dirección se negó, alegando que había que evitar futuros problemas de consanguinidad. "He recibido amenazas directas contra el zoo, mi familia y yo mismo", aseguró hoy el director del zoológico, Bengt Holst, amenazado por teléfono y a través de su correo electrónico. "Todos los hijos de los trabajadores deben ser asesinados o tener cáncer", reza un correo.

Marius, una jirafa macho de 18 meses, fue sacrificada pese a las súplicas de las ONG y posteriormente despiezada ante numerosos visitantes del zoo para servir de alimento a otros animales (fotogalería). No sirvió de nada que otros parques zoológicos se ofreciesen a cuidar la jirafa: la dirección defendió su sacrificio para asegurarse de que los mejores genes pasen a las generaciones venideras, preservándose a largo plazo la supervivencia de las especies que acogen.