Público
Público

Un dispensador de agua bendita para no contraer el H1N1

Se utiliza igual que los de jabón y anima a los fieles temerosos a asistir a las eucaristías

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Aquel que tema contagiarse de la gripe A al recibir el agua bendita en la misa, no tiene de qué preocuparse gracias a la ocurrencia de un inventor italiano: un dispensador electrónico de agua bendita.

Se ha estrenado en la ciudad de Fornaci di Briosco y funciona como un dispensador automático de jabón en los baños públicos: el asistente a la iglesia pone la mano bajo un sensor y la máquina echa agua bendita.

'Ha sido un poco una novedad. La gente inicialmente estaba un poco alarmada por esta innovación tecnológica pero luego todos lo recibieron con gran entusiasmo y alegría. Los miembros de esta parroquia se han acostumbrado a ello', dijo el padre Pierangelo Motta.

El temor de contraer el virus H1N1 ha llevado a muchos en Italia - donde unas 15 personas han muerto de gripe A - a no santiguarse con agua bendita.

'Es fantástico', dijo Marta Caimm al entrar en la iglesia. 'Gracias a esto no estamos preocupados por contraer la gripe A. Es lo correcto para estos tiempos', manifestó.

Luciano Marabese, el inventor del dispensador, dijo que le preocupaba que se perdieran las tradiciones por la gripe A.

'Tras conocer la noticia de que en algunas iglesias, como la catedral de Milán, suspendían el uso de agua bendita como una medida contra la gripe A, las demandas de mi invento se dispararon. He recibido órdenes de todo el mundo', agregó.