Público
Público

Doce muertos en una nueva ola de violencia política en Pakistán

La violencia con tintes políticos es habitual en Karachi, una ciudad de mas de 18 millones de habitantes que registra el índice más alto de crímenes en Pakistán

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

Al menos 12 personas han fallecido en las últimas horas en una nueva ola de violencia étnico-política en la metrópoli paquistaní de Karachi (sur), informó hoy una fuente policial.

Los incidentes más recientes, en los que cuatro personas perdieron la vida, se registraron esta madrugada en distintos puntos de la ciudad portuaria, mientras que ocho activistas políticos fueron asesinados la noche anterior, según la fuente.

De acuerdo con esta versión, entre los fallecidos hay dos miembros del gobernante Partido Popular de Pakistán (PPP), cinco del Muttahida Quami Movement (MQM) -principal fuerza en Karachi- y tres del Partido Nacionalista Awami (ANP), una formación minoritaria que representa al grupo étnico pastún.

En 2010 han tenido lugar en Karachi 668 asesinatos y 693 secuestros, cifras que superan las de 2009

La fuente precisó que en muchos de los casos las víctimas fueron asesinadas con fuego de armas cortas por hombres no identifiados que se desplazaban en motocicleta, y agregó que las fuerzas de seguridad se han desplegado en varias zonas de la ciudad.

Los sucesos de violencia con tintes étnicos, políticos o sectarios, auspiciados por bandas mafiosas, son habituales en Karachi, una metrópoli con más de 18 millones de habitantes, donde convive gente de todas las etnias del país y en la que se registran los más altos índices de criminalidad de Pakistán.

Según datos de la Policía recogidos en la última edición de la revista mensual paquistaní 'Herald', en 2010 (hasta octubre) han tenido lugar en Karachi 693 secuestros, 668 asesinatos y 673 disturbios o peleas, unas cifras que superan ya con creces en su campo las marcas del año anterior.

Algunas de las víctimas mortales han sido destacados líderes políticos, religiosos o de organizaciones sectarias, algo que ha dado pie a que se disparen las habituales olas de violencia.

En la ciudad podría habe unos 3 millones de pastunes, etnia talibán que incrementa el éxito del ANP

A pesar de formar coalición en el Gobierno central y en la provincia de Sindh, cuya capital es Karachi, el PPP y el MQM mantienen una histórica rivalidad, siendo el primer partido el que domina las áreas rurales de la región y el segundo las urbanas.

Además, en los últimos años ha aumentado notablemente en la ciudad la población de pastunes, una etnia propia de los talibanes y de las zonas del noroeste paquistaní, y que podrían ser ya unos 3 millones según estimaciones, lo que ha supuesto un ascenso de la popularidad del ANP y plantea un reto al control político del MQM.

El MQM, que representa a los 'mohayires', hablantes de urdu que emigraron de la India tras la partición del subcontinente en 1947, y cuyo líder máximo lleva décadas exiliado en Londres, acusa a los pastunes de la 'talibanización' que se está produciendo en Karachi.