Público
Público

Duras críticas de los sindicatos y aplausos de las patronales

UGT y CCOO califican las medidas de "antisociales" mientras la CEOE las ve "positivas"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Sindicatos en pie de guerra; empresarios, satisfechos. Es, en esencia, el efecto que produjo ayer entre los agentes sociales la batería de medidas anunciada por el presidente del Gobierno. Entre los anuncios, asuntos de difícil digestión para los sindicatos, como la regulación de las agencias privadas de colocación o la supresión de la ayuda de los 426 euros para parados que hayan agotado su prestación y subsidio, cuya última prórroga ya restringió los beneficiarios.

Dos temas, además, que el Gobierno pretendía negociar con agentes sociales y comunidades autónomas en el diálogo que abrió hace unas semanas para reformar las políticas activas de empleo. Finalmente, el Ejecutivo aprobará unilateralmente la regulación para las agencias privadas mañana mismo.

'La imagen de Zapatero es la de un pollo sin cabeza', dicen en CCOO

Los sindicatos fueron ayer especialmente críticos con la supresión de los 426 euros, algo que consideran 'antisocial' porque deja sin protección a miles de personas. 'La imagen de Zapatero es la de un pollo sin cabeza', ya que 'cada día saluda a este país con nuevas medidas, que además son las que han llevado al mayor fracaso a Irlanda', señaló ayer el secretario de acción sindical de CCOO, Ramón Górriz,

Para UGT, la regulación de las agencias privadas supone ahondar en los aspectos más regresivos de la reforma laboral. 'Con esta medida el Gobierno se está sustrayendo de su responsabilidad con las personas desempleadas', dijo ayer el secretario de acción sindical de UGT, Toni Ferrer. 'Pretenden que sean las empresas privadas las que hagan negocio con el desempleo', insistió.

El secretario de comunicación de CCOO, Fernando Lezcano, afirmó que las medidas son fruto de la improvisación, además de 'antieconómicas, antisociales y contradictorias'.

La CEOE señala que el presidente ha recogido medidas propuestas por ellos

Tampoco las rebajas fiscales a las pequeñas y medianas empresas fueron bien recibidas por los sindicatos. El secretario de acción sindical de UGT las rechazó: 'Van en contra de lo que necesita el país, una reconstrucción fiscal y no rebajas fiscales, ni regalos, como en este caso se está haciendo a las empresas'. Por el contrario, abogó por recuperar impuestos, como el de Patrimonio y el de Sucesiones y Donaciones, y por aumentar la presión fiscal a las rentas del capital.

La otra cara de la moneda estaba ayer en las patronales CEOE y Cepyme, que calificaron de positiva la orientación de buena parte del paquete de medidas. Y no sólo eso: 'Recoge muchas de las propuestas realizadas por las confederaciones a lo largo delos últimos años', señalaron.

A las patronales les han gustado especialmente los cambios en el Impuesto de Sociedades, tanto en la libertad de amortización como en laredefinición del concepto de pequeña y mediana empresa. También la regulación de las empresas privadas de colocación, que espera que esté 'en línea' con las normas que ya existen en la Unión Europea. Las privatizaciones de empresas públicas también ha sido vista con buenas ojos enCEOE y Cepyme.

'Esperamos que estos anuncios sean el comienzo de una actitud decidida del Gobierno para acometer las medidas oportunas que transmitan la confianza imprescindible para conseguir crecimiento económico y creación de empleo', subrayaron.

Y es que la patronal insistió ayer en que el Ejecutivo debe continuar con 'reformas urgentes', en referencia a la reforma de las pensiones, la reforma laboral y la de una parte 'del sector financiero y del sector público estatal, autonómico y local'.