Público
Público

La economía se contraerá el 2,8% este año y el 0,3% en 2010, según el BBVA

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La economía española se contraerá este año el 2,8 por ciento y seguirá en recesión en 2010, año en el que caerá el 0,3 por ciento, según las últimas previsiones del Servicio de Estudios del BBVA.

En su informe "Situación España", el segundo banco español señala que la recesión "sin precedentes" de la economía mundial ha intensificado el proceso de ajuste de la economía española más allá de lo esperado hace cuatro meses, cuando este servicio de estudios preveía una caída de sólo el 1 por ciento para este año.

En este ejercicio, la tasa media de paro alcanzará el 17,7 por ciento -2,3 puntos por encima de la última previsión- y el 19,7 por ciento en 2010, según esta publicación.

Para el BBVA, la recesión de la economía española estará muy en línea con la de la de la zona del euro, que tendrá un descenso medio del 2,5 por ciento este año y del 0,2 por ciento el que viene.

El fuerte deterioro de la economía, no obstante, se va a ver amortiguado en España por tres elementos: la rebaja de los tipos de interés, la caída de los precios del crudo y de la inflación, y una política fiscal expansiva, que contribuirán a acotar la disminución del gasto y del empleo en 2009 y que irán en beneficio de la renta disponible de las familias.

Así, el director del servicio de estudios, José Luis Escrivá, señaló que la caída de la inflación supondrá este año un aumento en 10.000 millones de euros de la renta disponible de los hogares, 1,5 puntos más.

La bajada de los tipos de interés, que en el caso de la zona del euro podrían quedarse este año en el 0 o el 0,5 por ciento, según el BBVA, liberará 11.900 millones de renta disponible para el sector privado, y la de los hogares aumentará unas siete décimas.

Mientras, los estímulos fiscales, según estos cálculos, harán mejorar la renta en 9.900 millones, 1,4 puntos más en el caso de la de las familias.

Esta mejora en la renta de los hogares, no obstante, no se traducirá este año en un aumento del consumo, que disminuirá 2,8 puntos, debido a la elevada incertidumbre, aunque sí hará mejorar el ahorro.

De este modo, Escrivá calculó que la tasa de ahorro de las familias puede subir cinco puntos o más, hasta el 15 por ciento de su renta disponible este año.

El director del servicio de estudios del BBVA, quien destacó la "simultaneidad" con la que se ha producido la caída de las economías desarrolladas y buena parte de las emergentes, señaló que en el caso de España hay tres elementos que sesgan a la baja la economía.

Estos elementos son: el deterioro exterior, especialmente de Europa, de la que tanto depende España, seguido del fuerte endeudamiento de las empresas y las familias, que limita la capacidad de inversión, y la fuerte contracción del sector inmobiliario, que aún no ha tocado fondo.

Así, el BBVA cree que la sobre-oferta de vivienda empezará a reducirse a partir de 2010, lo que empujará los precios a la baja tanto durante este año como el que viene.

El servicio de estudios advierte de que la salida de la recesión será "relativamente lenta" debido al citado entorno exterior, al todavía elevado endeudamiento de la economía, que aún durará un tiempo y a que la efectividad de los impulsos fiscales será "limitada" para impulsar a la economía de forma permanente y autónoma.