Público
Público

Educación mejorará la financiación de la concertada si matricula a más inmigrantes

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El secretario de Estado de Educación y FP, Mario Bedera, señala que el Ministerio está de acuerdo con "mejorar" el módulo de concierto si la enseñanza privada que se financia por este sistema se hace "más inclusiva", si tiene un compromiso social mayor y escolariza a más inmigrantes.

En una entrevista con Efe, Bedera repasa los "cuellos de botella" educativos, pide más tiempo para ver cómo funciona el máster de Profesorado de Secundaria, sin excluir retoques, y explica que no se prevén más reformas de la Ley Orgánica de Educación (LOE) que las previstas en el proyecto de la Ley de Economía Sostenible (LES).

A pesar de la crisis, Bedera cree que puede ser el instante de hablar, "sin prejuicios", de los conciertos.

El objetivo es analizar la cuantía de los módulos para garantizar la gratuidad de la enseñanza obligatoria, aunque las medidas que pudieran resultar haya que condicionarlas, matiza, al momento económico "oportuno".

Reconoce, no obstante, que la comisión que lo estudiará se ha constituido "tarde", pues es un mandato de la LOE, de 2006, y atribuye la rebaja proyectada de los módulos para 2011 al plan de austeridad.

Sobre los resultados académicos, Bedera rechaza que el sistema educativo español sea un fracaso absoluto, sino que es de los más equitativos de la OCDE, lo que significa "igualdad de oportunidades".

Destaca los niveles de titulación superior, que se ha universalizado la enseñanza de 3-6 años y que se va a ello en la de 0-3:

"El Plan Educa3 -apostilla- es la vacuna contra el fracaso escolar de los próximos años".

Habla de "cuellos de botella" (fracaso y abandono escolares) y precisa que los resultados de las políticas educativas no son inmediatos.

Para revertir la situación, prosigue, "los estudios internacionales nos dicen que hay que incidir en los centros, en el profesorado".

Las diferencias de fracaso pueden llegar a los 20 puntos porcentuales en la comparación entre colegios, asegura.

La clave es unir más autonomía y más rendición de cuentas, especialmente en los centros públicos, más agilidad y más flexibilidad.

"Los éxitos de los centros -resalta- tienen que ver mucho con la estabilidad del profesor y su complicidad con la dirección".

Preguntado por las críticas al máster de Profesorado de Secundaria, implantado el curso anterior, Bedera pide que se le deje recorrido e ir "retocando" lo necesario, tal vez "correcciones" relacionadas con la experiencia profesional.

Sobre el "MIR" del profesorado planteado por el vicepresidente primero del Gobierno, Alfredo Pérez Rubalcaba, el secretario de Estado señala que esta expresión "visualiza una idea de forma acertada".

Es algo que está encima de la mesa del Ministerio "desde hace tiempo", como otras fórmulas para mejorar la formación inicial y adquirir una experiencia contrastada antes de enfrentarse en solitario al aula.

"Habrá que ver cómo se lleva a cabo -añade Bedera-, de qué manera, cómo se encaja con el máster de Secundaria", sin desincentivar la formación continua ni la carrera profesional.

Así, confía en que se retomen las conversaciones sobre el estatuto público docente después de las elecciones sindicales de esta semana.

Entiende que la situación presupuestaria "no ayuda mucho" en este asunto, aunque tampoco tiene por qué impedir avances, sino servir para tratar las cuestiones de forma más realista.

Sobre el aumento de matriculaciones en la educación postobligatoria, comenta que tendría que implicar más profesores y, por tanto, más presupuesto.

"No todas (las comunidades autónomas) responden por igual -dice- porque unas tienen unas prioridades; y las demás, otras".

Preguntado por si la prueba específica (para subir nota) de FP y Bachillerato para entrar en la Universidad será la misma, indica que las dos vías de estudios deben tener la misma importancia:

"Estamos obligados -añade- a demostrar que el alumno de FP tiene perfectamente el carril dirigido a la formación universitaria".

Aparte, "en principio" no se prevén más modificaciones de la LOE que las planteadas en la LES: para que cuarto de ESO sea un curso orientador hacia FP o Bachillerato y facilitar pasarelas entre estos estudios.

"No podemos estar constantemente -argumenta- agitando las leyes y cambiándolas (...) Si no, a la ciudadanía la volvemos loca".

Por último, es partidario de una norma estatal, la ley de libertad religiosa, que regule símbolos como los crucifijos en la escuela pública, pero que necesitaría un apoyo parlamentario "importante".