Público
Público

EEUU suspende el programa 'Dinero por chatarra' al agotarse el presupuesto previsto

El programa, que proporciona subvenciones para la sustitución de viejos vehículos por nuevo, ha tenido un éxito inesperado

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Gobierno estadounidense ha suspendido esta noche el programa 'Dinero por chatarra', por el que proporciona subvenciones para la sustitución de viejos vehículos por nuevos, pocos días después de su entrada en vigor, al agotar el presupuesto previsto.

Según señalaron medios de información locales, el Departamento de Transporte se ha visto obligado a tomar la decisión de suspender el programa porque los 1.000 millones de dólares presupuestados ya han sido distribuidos dado el gran éxito de la oferta.

El periódico The Detroit News dijo en su edición electrónica que la Asociación Nacional de Concesionarios de Automóviles así como varios congresistas han confirmado que el programa iba a dejar de funcionar en la medianoche de EEUU.

La congresista Candice Miller señaló al periódico que 'no hay duda de que el programa 'Dinero por chatarra' es un absoluto éxito dado el hecho de que la totalidad de los 1.000 millones destinados al programa se han gastado en menos de una semana'.

El rotativo Free Press, también de Detroit, dijo que los representantes en el Capitolio de Michigan (estado donde se concentran las sedes de General Motors, Ford y Chrysler) habían mantenido una reunión de urgencia a primera hora de la noche para estudiar las repercusiones de la suspensión del programa.

La Administración Nacional para la Seguridad en la Carretera (NHTSA por sus siglas en inglés) había previsto que los fondos del programa serían suficiente para que los consumidores estadounidenses comprasen 250.000 vehículos con incentivos fiscales de hasta 4.500 dólares.

El director de Ventas y Mercadotecnia de Ford en Estados Unidos, Ken Czubay, también calificó el programa como 'un enorme éxito' y dijo que las ventas de automóviles nuevos parecen haber aumentado durante el mes de julio.

Los fabricantes de automóviles tienen previsto dar a conocer el próximo 3 de agosto las cifras de ventas de nuevos vehículos en EEUU durante el mes de julio, lo que permitirá apreciar el impacto de 'Dinero por chatarra'.