Público
Público

Las eléctricas plantean a la CNE subidas de la tarifa para atajar el déficit

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La patronal de las grandes eléctricas Unesa ha trasladado a la Comisión Nacional de Energía (CNE) que la "principal solución" para atajar el déficit eléctrico debe venir de revisiones en las tarifas para que se puedan retribuir todos los costes del sistema.

Unesa -donde se agrupan Endesa, Iberdrola, Gas Natural Fenosa, E.ON y HC Energía- también ha subrayado al organismo su rechazo a "medidas intervencionistas", como eventuales impuestos a las centrales hidráulicas o nucleares, para evitar perturbaciones al funcionamiento "libre y eficiente" del mercado.

Frente a estas medidas, plantean otras soluciones como retrasar la entrada en funcionamiento de algunas plantas renovables previstas o eliminar la tarifa regulada, a la que actualmente están acogidos unos 20 millones de consumidores, y dejar sólo una tarifa social para los más vulnerables.

Asimismo, recomiendan una revisión de los costes del mecanismo de interrumpibilidad (que cobran algunas empresas a cambio de poder sufrir cortes de luz), así como tasas adicionales al transporte o la edificación por emisiones de CO2.

Unesa desgrana estos aspectos en su respuesta a la consulta pública que ha realizado la CNE -por encargo del Ministerio de Industria, Energía y Turismo- sobre las medidas necesarias para acabar con el déficit de tarifa, desfase acumulado al ser los ingresos vía recibo de la luz insuficientes para cubrir costes y que ya supera los 24.000 millones.

Esta cantidad, reconocida legalmente a las eléctricas como deuda y que se está colocando en el mercado, la abonan los consumidores a través del recibo de la luz y no dejará de generarse hasta que los ingresos alcancen para cubrir los costes reconocidos al sistema.

En sus planteamientos, las eléctricas también apuntan que este año ese déficit alcanzara los 6.000 millones de euros, 4.500 millones por encima del límite máximo fijado por ley, y reclaman una solución a corto plazo a lo que definen como un desequilibrio insostenible.

De acuerdo con lo normativa aprobada, ingresos y costes deberán estar equilibrados en 2013. Y los ajustes para lograrlo pueden llegar desde ambos lados.

Como primera medida para intentar atajarlo, el Gobierno ha suspendido la concesión de primas a nuevas instalaciones renovables pero ya ha advertido de nuevas medidas "de calado" en el sector en busca de una solución repartida entre todas las partes: consumidores, empresas y Administración.

Junto a las recomendaciones de las eléctricas, la CNE ha recibido los planteamientos de organizaciones de consumidores, ecologistas y otras agrupaciones empresariales. Con todas, elaborará un informe para el ministerio de Industria.