Público
Público

Las empresas del Ibex incrementaron su beneficio un 32%

Los grandes grupos del Ibex obtuvieron en el primer trismestre del año un beneficio conjunto de 12.000 millones de euros. Los buenos resultados no se han traducido en su revalorización bursátil.

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Las 35 empresas que conforman el principal indicador de la Bolsa española, el Ibex-35, lograron en el primer trimestre del año un beneficio neto cercano a los 12.000 millones de euros, el 32% más que un año antes, con lo que rompen así una racha de cinco trimestres de recortes en sus beneficios.

Desde que en septiembre de 2008 las cotizadas del Ibex lograran unos beneficios conjuntos un 7% superiores a los del mismo periodo del año anterior, las cuentas empresariales no habían proporcionado buenos resultados en la comparación interanual. Su beneficio neto cayó cerca del 4% respecto a 2007 y durante todo el año 2009, trimestre a trimestre, los resultados de las grandes empresas reflejaron uns recortes del entre un 30% y 35%. El cierre del año significó la inversión de esta tendencia con una reducción del beneficio del 21%.

Santander, Telefónica, Endesa y BBVA lideran la clasificación, pero únicamente el banco que preside Emilio Botín logró superar los 2.000 millones de beneficio. Sólo Iberia y Ferrovial cerraron el trimestre con pérdidas, que en ambos casos fueron inferiores a las sufridas entre enero y marzo de 2009.

Sin embargo estos resultados positivos no se han visto compañados de una revalorización bursátil. El Ibex protagonizó el peor comportamiento de los grandes indicadores europeos. En el primer trimestre del periodo el índice bajó un 8,95%, pese  subida del 5,20% con la que terminó marzo; se trata del primer trimestre en doce meses con saldo bursátil negativo. Entre las empresas del índice de referencia de la Bolsa española, sólo tres cotizadas se han revalorizado en lo que va de 2010: Iberia (15,85%), Inditex (2,44%) y Criteria (0,57%).

La justificación se encuentra en la volatilidad que azota los mercados de renta variable; las dudas sobre las finanzas públicas de algunos países europeos y sobre las medidas de ajuste españolas han puesto en cuestión la inmediatez de la recuperación económica.