Publicado: 19.03.2014 12:01 |Actualizado: 19.03.2014 12:01

Las empresas del Ibex rozan los 20.000 millones de euros de beneficio en 2013

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Las empresas que actualmente componen el principal indicador de la bolsa española, el Ibex 35, rozaron en 2013 los 20.000 millones de euros de beneficio neto, con lo que dejaron atrás los números rojos sufridos un año antes, según los datos de mercado recogidos por EFE. Aunque prácticamente todas las grandes cotizadas españolas presentaron sus resultados de 2013 antes del 28 de febrero, no ha sido hasta hoy que Inditex ha informado de sus resultados del ejercicio, pues su año fiscal es distinto, y los 2.377 millones que ganó el gigante textil han elevado hasta 19.778 millones de euros el beneficio conjunto de las principales empresas españolas.

La lista de empresas que cotizan en el Ibex no coincide exactamente con la de hace un año, ya que Abengoa abandonó el índice en junio del año pasado y fue sustituida por Ebro Foods. Además, Acerinox y Endesa pasaron a cotizar en el mercado continuo en diciembre, y Jazztel se incorporó al índice en abril del año pasado en sustitución de Bankia, que regresó al selectivo español en diciembre. En 2012, las principales empresas cotizadas españolas sufrieron unas pérdidas conjuntas de más de 8.500 millones de euros (concretamente, 8.589,64 millones) por los resultados negativos registrados por Bankia y algunas constructoras.

Aunque el cambio de tendencia es evidente, los cerca de 20.000 millones de euros obtenidos el pasado año aún están muy lejos de los más de 50.000 millones récord obtenidos en 2010 y también de los aproximadamente 35.000 millones logrados en 2011, un beneficio que se redujo más del 30% frente al año anterior. Ese año, los grandes valores de la bolsa española rompieron la tendencia iniciada en 2008, ya que a partir de la crisis de las hipotecas subprime o de alto riesgo en Estados Unidos, y la posterior quiebra del banco de inversiones Lehman Brothers, tuvieron un efecto devastador en las cuentas empresariales.

En 2008 las cotizadas españolas ganaron el 5 % menos que un año antes, un diferencial que en 2009 se amplió al 21 %; en 2010 hubo cierta recuperación y las empresas ganaron aproximadamente un 23% más que un año antes. Posteriormente, los balances de las empresas españolas acusaron golpes desde todos los frentes (la crisis de la deuda soberana española, el deterioro de la marca España, la contracción absoluta del crédito) y la caída del beneficio superó el 30% en 2011.

Gran parte del cambio de rumbo de los balances de las mayores cotizadas españolas obedece a la buena marcha de la reestructuración del sistema financiero, donde los cinco grandes bancos españoles (Santander, BBVA, Caixabank, Popular y Sabadell) obtuvieron un beneficio neto de más de 7.600 millones de euros, cuatro veces más que un año antes, gracias a la menor necesidad de provisiones. A ellos hay que añadir a Bankia, que por tamaño forma parte de la gran banca y que en 2013 volvió al beneficio y ganó 818 millones de euros, por encima de sus propias expectativas.

Uno de los hechos llamativos de las cuentas del año pasado es la fuerte caída del beneficio de Repsol, lastrada por la provisión realizada por el acuerdo de compensación de YPF. Otra de las cuestiones que ha perjudicado las cuentas de algunas grandes compañías ha sido la reforma energética, que le ha costado a Acciona perder 1.972 millones de euros, frente a los 189,4 millones que ganó en 2012, por el deterioro del valor de sus activos renovables. Algo parecido le ocurrió a Iberdrola, que redujo sus ganancias un 7 % por el impacto regulatorio -en su caso de 801 millones de euros- antes de impuestos en el ejercicio.

Aunque por muy poco, el pasado año Telefónica batió al Santander y lideró la clasificación, en tanto que sólo cuatro cotizadas (Acciona, ArcelorMittal, FCC y Sacyr) cerraron con pérdidas, y ocho de ellas (Abertis, Ebro Foods, Iberdrola, Indra, Mediaset, OHL, Repsol y Técnicas Reunidas) redujeron sus beneficios.