Público
Público

Enviado de la ONU ve "alarmante" el ritmo de construcción en las colonias

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El enviado especial de la ONU para Oriente Medio, Robert Serry, calificó hoy de "alarmante" el inicio de la edificación de más de 600 viviendas en las colonias judías en el territorio ocupado de Cisjordania en poco menos de un mes.

"La reanudación de la construcción en los asentamientos, que es ilegal de acuerdo al Derecho Internacional, va en la dirección opuesta de los repetidos llamamientos de la comunidad internacional a las partes para que creen las condiciones que lleven a la negociación, y no hará sino minar la confianza", señaló en un comunicado.

Hagit Ofran, encargada de seguir el crecimiento de la colonización judía en la organización no gubernamental israelí "Shalom Ajshav" (Paz Ahora), aseguró hoy a Efe que "se han comenzado a levantar unas seiscientas viviendas" en los asentamientos en Cisjordania desde que concluyó la moratoria parcial a la construcción en ese territorio el pasado 27 de septiembre.

Ofran señaló que la edificación "se está llevando a cabo a gran velocidad, unas cuatro veces más rápido que antes de la moratoria, porque durante diez meses no han podido construir mucho y ahora están tratando de iniciar tanto como sea posible".

Hay además unas 13.000 unidades de vivienda que cuentan con todos los permisos necesarios para empezar a ser construidas, agregó.

Los colonos han acelerado las obras de edificación ante el temor de que, con el fin de reactivar el estancado proceso de paz con los palestinos, el gobierno de Benjamín Netanyahu anuncie un nuevo cese temporal a la construcción.

El pasado día 15 el Ministerio israelí de Vivienda y Construcción volvió a levantar duras críticas en la esfera internacional tras convocar un concurso público para la edificación de 238 viviendas para judíos en dos asentamientos situados en Jerusalén Este, territorio palestino ocupado desde 1967.

La Administración Obama, que trata de que israelíes y palestinos regresen a la mesa de negociación, dijo sentirse "decepcionada" por el anuncio de las nuevas construcciones.

Más duras fueron las palabras que partieron de Francia y de Rusia, al señalar que la medida suponía un obstáculo en el camino hacia la pacificación.

Los palestinos se niegan a seguir adelante con las negociaciones de paz (que tienen como fin dar a luz un Estado palestino independiente en menos de un año) mientras Israel siga ampliando las colonias judías en su territorio, postura que cuenta con el apoyo de la Liga Árabe.