Público
Público

España afronta esta semana subastas de letras a 12 y 18 meses y de bonos a 10 años

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Tesoro Público celebra hoy una subasta de letras a 12 y 18 meses y el jueves otra de bonos a plazos de 10 y 30 años, después de que la semana pasada saldase con éxito su primera subasta de deuda pública tras la rebaja de calificación que la agencia Fitch hizo de la deuda española en mayo.

A pesar de que tuvo que elevar el interés, el importe solicitado superó en más del doble el máximo previsto y adjudicó 3.903,21 millones de euros en bonos a tres años con un interés marginal del 3,394%, frente a los 8.251,72 solicitados por las entidades.

Sin embargo, entre los inversores ronda el anuncio de huelga general en España para protestar por la reforma laboral que aprobará el Gobierno, mientras el diferencial entre la rentabilidad del bono español a diez años y la del alemán del mismo plazo subía hoy a media sesión, en el mercado secundario de deuda pública, a 200 puntos básicos, desde los 187 puntos que registró al cierre del viernes.

La deuda soberana española es objeto de la desconfianza sobre la evolución de la economía española a corto y medio plazo, sobre todo después de que la agencia de calificación crediticia Standard & Poor's bajara el 28 de abril la calificación de la deuda a largo plazo de España hasta el nivel "AA".

Ahora, de entre las grandes agencias de medición de riesgos sólo Moody's mantiene la máxima calificación -la misma que tiene Alemania- para las emisiones soberanas españolas.

En la primera puja celebrada tras el anuncio de S&P, el Tesoro tuvo que elevar el interés marginal de los bonos a cinco años en 0,73 puntos, hasta situarlo en el 3,580 por ciento, una rentabilidad que no se ofrecía por este tipo de deuda desde noviembre de 2008, después de la quiebra de Lehman Brothers.

La evolución de las subastas celebradas en lo que va de año indica que las emisiones a más largo plazo sufren en menor medida la desconfianza del mercado, ya que en la subasta de obligaciones a 10 años celebrada en mayo el aumento de la rentabilidad fue anecdótico, y pasó del 3,864% de abril al 4,074%.