Público
Público

España busca recaudar 11.000 mlns con reforma fiscal

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

El Consejo de Ministros español aprobó el sábado el borrador para los Presupuestos Generales de 2010 en el que destaca una subida de impuestos que supuestamente generará ingresos de 11.000 millones de euros a año completo.

Teniendo en cuenta que algunas medidas se aplicarán a mediados de año, en 2010 la recaudación extra por impuestos para el Estado, será de 6.500 millones el año próximo.

La reforma impositiva ha permitido una revisión a la baja del déficit del Estado hasta el 5,4 por ciento desde el 5,7 previsto en junio. El déficit de las administraciones públicas, que incluye ayuntamientos y corporaciones locales, también se reduce en la misma proporción hasta el 8,1 por ciento.

"Son unos presupuestos austeros (...) y solidarios", dijo María Teresa Fernández de la Vega, la vicepresidenta primera y portavoz del Gobierno socialista.

Con la economía española en un período de recesión desconocido desde la Segunda Guerra Mundial y la tasa de paro bordeando el 18 por ciento, el Gobierno socialista ha optado por una subida de impuestos y un moderado descenso en el gasto público para superar el bache y no disparar el déficit.

El proyecto de Presupuestos, que el martes se presentará formalmente a las Cortes españolas y que ya antes de su puesta de largo ha recibido duras críticas de distintos grupos políticos, contempla un recorte del 3,9 por ciento en el gasto público.

A cambio, el Gobierno socialista emprenderá una serie de modificaciones impositivas que permitirán ingresar del orden de 11.000 millones de euros.

El Gobierno propone incrementar el impuesto sobre las rentas de capital, con una tributación progresiva de las rentas de ahorro gravando los primeros 6.000 euros al 19 por ciento y el resto al 21 por ciento. Según Economía, esta medida supondrá un aumento de la recaudación de 800 millones de euros.

Además, el Gobierno socialista dará marcha atrás y eliminará la deducción de los 400 euros en el IRPF, con un efecto recaudatorio anual estimado en 5.700 millones de euros al año.

MÁS IVA AL CALOR DE LA RECUPERACIÓN

La ministra de Economía, Elena Salgado, explicó que con la esperanza de que "la recuperación económica ya habrá comenzado", a partir del uno de julio de 2010 aumentará el Impuesto sobre el Valor Añadido (IVA), con el que espera captar 5.150 millones de euros al año.

El tipo general subirá en dos puntos al 18 por ciento y en un punto el tipo reducido, que pasará del siete al ocho por ciento.

Además, conforme a lo anunciado hace unos meses, el Gobierno reduce el impuesto de sociedades en empresas con menos de 25 empleados que mantengan o generen empleo y contempla extender la medida a los trabajadores autónomos. El Ejecutivo calcula que esta medida reducirá la recaudación en unos 700 millones de euros.

En total, las medidas de carácter fiscal supondrán unos ingresos adicionales de casi 11.000 mlns para el Estado. El Gobierno explicó que de la cantidad total, 6.500 millones de euros entrarán en caja en 2010.

La combinación de mayor recaudación y el descenso del gasto público ha permitido al Gobierno reducir en tres décimas el déficit del Estado previsto en 2010 hasta el 5,4 por ciento del PIB.

Para la elaboración de estos presupuestos, el Gobierno ha mantenido sus proyecciones macro, que contemplan descensos del 3,6 por ciento en el PIB de 2009 y del 0,3 por ciento en 2010, con caídas del 5,9 y 1,7 por ciento en el empleo.

El Gobierno presentará formalmente a las Cortes los Presupuestos el próximo martes. Con 169 escaños en el Congreso, los socialistas necesitan teóricamente siete votos de otros grupos parlamentarios para alcanzar la mayoría absoluta.

"Vamos a buscar el máximo consenso", dijo la titular de Economía para añadir que las reuniones recientes con los grupos parlamentarios les daban "cierta esperanza de que se entienda que éstos son unos buenos Presupuestos".

Añadió que espera presentar las cuentas al principal partido de la oposición, el Partido Popular, la semana próxima. Su presidente, Mariano Rajoy, ya avanzó que "no va a ser solidario con los errores de Zapatero" y dijo que no apoyará los Presupuestos que, en su opinión, "sólo servirán para crear más paro, déficit e impuestos".

Anticipando un debate acalorado, desde la izquierda, Esquerra Republicana advirtió que "el PSOE deberá esforzarse mucho si quiere obtener el apoyo a los presupuestos".

(Información de Carlos Ruano; Editado por Robert Hetz)