Público
Público

España, cámara y acción

Su riqueza cultural y artística, así como su variedad geográfica y climatológica, la convierten en el escenario más completo de Europa para los rodajes internacionales. En plena competencia con sus grandes rivales contin

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

Joyas del arte románico o arquitectura de corte modernista. La geografía escarpada de la Costa da Morte gallega o los bosques tropicales de las Islas Canarias. Grandes ciudades como Barcelona o Madrid o pequeños pueblecitos del páramo castellano. Todo se encuentra aquí, en España, convertida a los ojos de los productores y empresarios de la industria cinematográfica, en el plató más completo de Europa y del mundo.

Con el objetivo de ofrecer la cobertura más amplia a los responsables de decidir las localizaciones de los rodajes cinematográficos y conseguir que esas producciones rueden en España trabaja la Spain Film Commission (SFC), una asociación creada en 2001 y que aglutina a un total de 23 film offices.

Así pues, la SFC, presidida desde octubre de 2010 por Elsa Martínez, directora a su vez del complejo audiovisual Ciudad de la Luz de la ciudad de Alicante, engloba a más de una veintena de pequeñas oficinas fílmicas situadas en distintas regiones como la Comunidad Valenciana, Andalucía, Cataluña, Extremadura, Navarra, Islas Baleares, Galicia o Asturias.

'España es un plató único en Europa y en el mundo', según una cita del director de la adaptación al celuloide de las historietas de El Capitán Trueno, Antonio Hernández.

España 'reúne ejemplos de toda la climatología mundial', añade Martínez, quien continúa diciendo que 'además tiene una orografía y una génesis histórica que le proporcionan unas características únicas. La historia universal siempre ha colocado a la Península Ibérica en la encrucijada, sirve de entrada y de salida a Europa y a África, y a lo largo de los siglos han sido infinidad las civilizaciones que nos han dejado su herencia para toda la eternidad'.

'Somos acreedores de todo lo que cualquier rodaje pueda necesitar. Ciudades como Benidorm consiguen que, por sus rascacielos y ordenación urbana, sean fácilmente convertibles en escenarios propios de Nueva York o Chicago, o recreen las calles y los cielos de urbes asiáticas como Shangai o Hong Kong. O el ejemplo de las costas del litoral gallego, que pueden emular los escarpados acantilados de Brigthon, en el sur de Inglaterra', explica Elsa Martínez.

España tiene sobre el resto de regiones del Viejo Continente la ventaja de su variedad y su riqueza cultural y artística, pasando por la diversidad social, climatológica y geográfica.

La Spain Film Commission ha logrado captar la mayoría de los grandes rodajes internacionales de este país. En este sentido cabe destacar las filmaciones de películas como The cold light of day, interpretada por Bruce Willis, o The Impossible, con Naomi Watts como actriz protagonista. Ambas películas fueron rodadas en Alicante, tanto en escenarios naturales como en los platós de Ciudad de la Luz, donde en el caso de The Impossible se recreó el tsunami que en 2004 arrasó las costas del Océano Índico en un tanque artificial de agua capaz de originar olas de aproximadamente cuatro metros de altura.

Elsa Martínez, presidenta de la SFC, comparte ese cargo con el de directora general de los estudios cinematográficos de Ciudad de la Luz, unas instalaciones que en su propia opinión 'aportan muchas cosas positivas en cuanto a la captación de rodajes'.

Estos estudios de cine, localizados en la partida alicantina de Agua Amarga, añaden a la riqueza de localizaciones y a los atributos inherentes a España como país, la posibilidad de recrear artificialmente todos aquellos escenarios o elementos que por naturaleza, es imposible obtener para las grabaciones de las películas.

De este modo, al margen de las producciones internacionales, Ciudad de la Luz también ha acogido a dos de los trabajos más importantes de la industria cinematográfica española de este año, como son Balada triste de trompeta (Álex de la Iglesia) y El Capitán Trueno (Antonio Hernández), demostrando su apoyo, por igual, al cine nacional.


Spain Film Commission (SFC)
Ciudad de la Luz