Público
Público

España coloca su deuda al interés más bajo desde abril

El Tesoro coloca el máximo previsto ante un demanda que duplicó la oferta. Mientras, el Gobierno sigue sin decidirse sobre el rescate: "Sólo lo decidiremos cuando tengamos las cosas bien atadas"

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

El Tesoro Público colocó este martes 4.576 millones de euros en letras a doce y dieciocho meses, ligeramente por encima de lo previsto, al interés más bajo desde el mes de abril para ambas emisiones.

De los 4.576 millones de euros colocados, 3.557,42 lo fueron en letras a un año con una rentabilidad del 2,978%, frente al 3,207% anterior, y los 1.018,81 millones restantes a un año y medio con una rentabilidad del 3,15%, por debajo del 3,45% precedente.

La emisión española gozó de una entusiasta acogida por parte de las entidades financieras, que han solicitado 10.852 millones de euros, con lo que el ratio de cobertura, o proporción entre la demanda y el importe finalmente adjudicado, fue alto, de 2,3 veces.

La subasta de hoy fue la primera que celebra España desde comienzos de septiembre y después de que el Banco Central Europeo (BCE) anunciara que comprará deuda soberana en el mercado secundario. Desde que el BCE entró en acción España paga menos intereses por su deuda. 

Este compromiso restaba presión a la emisión española, que ya en la anterior emisión de deuda, que tuvo lugar el pasado 6 de septiembre, el Tesoro logró colocar 3.500 millones de euros con un descenso de la rentabilidad cercano al 40% por la convicción de que el BCE anunciaría, como así ocurrió, un programa de compras de bonos soberanos.

La prima se mantiene estable en el entorno de los 430 puntos básicos

Los analistas preveían que la emisión de hoy se desarrollaría sin problemas para España, y esperan con más expectación la subasta que celebra este jueves el Tesoro: obligaciones a tres y diez años, un bono nuevo en el primer caso y la reapertura de una emisión a diez años con vencimiento en enero de 2022. Con estas dos referencias España prevé conseguir también entre 3.500 y 4.500 millones de euros.

En el mercado secundario de deuda soberana, la prima de riesgo de España se mantenía estable pasado el mediodía a pesar de que a primera hora de la mañana llegó a rozar los 440 puntos, zona por la que no transitaba desde hace casi dos semanas, justo cuando el BCE anunció su plan de compra de deuda soberana.

El sobrecoste que los inversores exigen por la compra de deuda española en vez de alemana, que se mide con el diferencial entre el bono español a diez años y el alemán del mismo plazo, se estrechaba después de que el interés del bono hispano cayera por debajo del 6%, al 5,931%.

Peor comportamiento muestra el Ibex-35, que pasado el mediodía cedía un 1,75%, si bien tras la subasta frenó su caída. La razón de este bajón tiene que ver más con la recogida de beneficios de los inversores que con la propia subasta. 

En las dos últimas subastas España ha pagado menos intereses por su deuda a pesar de la indecisión del Gobierno sobre la petición de rescate. La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, reiteró este martes otra vez el mensaje de que la decisión no está tomada y que sólo se tomará 'cuando tenga las cosas atadas y bien atadas'.

En una entrevista en Telecinco Sáenz de Santamaría señaló que la decisión no se debe tomar 'a bote pronto': 'Se están haciendo cambios y los españoles están haciendo muchos sacrificios, y eso se debe reconocer en la UE'Nadie nos niega esos cambios profundos que se están asumiendo con determinación y valentía', ha añadido.

'No vale el apriorismo de si esta ayuda es bueno o mala, habrá qué saber qué efectos tiene y que suponen', añadió. Sáenz de Santamaría confesó que el Gobierno quiere que baje el precio de la deuda porque pagar los intereses 'es como abrir una ventana y tirar el dinero'. Según ha indicado, se trata de una de las cosas que hay que analizar y que pesa en la decisión sobre la posible petición de ayuda a la UE.