Público
Público

España favorable a que la UE adopte su modelo de provisiones bancarias

Publicidad
Media: 0
Votos: 0

La vicepresidenta segunda y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, destacó hoy las ventajas del modelo español de provisiones bancarias, que obliga a las entidades a acumular reservas en las fases de expansión para prevenir pérdidas futuras, y se mostró favorable a su extensión a toda la UE.

El Ecofin (Consejo de Ministros de Finanzas de la UE) debatirá hoy cómo mejorar la normativa financiera para garantizar la solidez de las entidades en periodos de crisis, tomando como ejemplo el sistema aplicado desde hace años por el Banco de España.

Un grupo de expertos designado por los Veintisiete para estudiar la cuestión ha llegado a la conclusión de que la falta de reservas anticíclicas en la mayoría de países comunitarios contribuyó a agravar el alcance de la crisis financiera.

Para evitar que esto se repita en el futuro, proponen la introducción de un nuevo enfoque a más largo plazo, basado en constituir provisiones a partir de los beneficios obtenidos en los periodos de bonanza para hacer frente a potenciales pérdidas por créditos impagados.

A su llegada al encuentro con sus homólogos, Salgado hizo hincapié en que el sistema financiero español "ha sobrevivido bastante bien a la crisis financiera", lo que quiere decir, a su juicio, que cuenta con un buen modelo de supervisión.

Consideró, por eso, que sería bueno extender a la UE el exigente modelo de provisiones aplicado por el Banco de España.

Al ser preguntada por la situación de las cajas de ahorros, la vicepresidenta dejó claro que tampoco estas entidades tienen todavía problemas y negó que ese sea el motivo por el que el Gobierno ha decidido poner en marcha el Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB).

Este instrumento, que contará con un capital inicial de 9.000 millones de euros, ampliable vía endeudamiento en 27.000 millones más, servirá para apoyar a las entidades afectadas por la crisis, así como en posibles operaciones de fusión.

Salgado admitió, no obstante, que de prolongarse la desaceleración, las cajas podrán sufrir el año que viene una caída de los beneficios, lo que les impediría hacer aportaciones a la obra social.

La ministra vaticinó que esa situación conducirá, con toda probabilidad, a un proceso voluntario de fusiones, que será, eso sí, "muy ordenado".

Salgado destacó el carácter preventivo del FROB y reseñó que, por el momento, no es seguro que las entidades vayan a recurrir al mismo.