Público
Público

España pide definir un "calendario claro" para la retirada de militares de Bosnia

Publicidad
Media: 0
Votos: 0
Comentarios:

La ministra española de Defensa, Carme Chacón, recalcó hoy que la Unión Europea necesita "cuanto antes" un "calendario claro" para terminar con la actual misión militar en Bosnia-Herzegovina, y confió en lograr un impulso político para la progresiva reducción del número de efectivos en el Consejo de ministros europeos que se celebra hoy en Gotemburgo.

"Hace tiempo que reclamamos mayoritariamente el fin de la misión militar y el inicio de una misión no ejecutiva que debiera tener un calendario claro cuanto antes", dijo Chacón a su entrada al Consejo informal de ministros de Defensa de la Unión Europea.

Por su parte, el jefe del Comité Militar de la UE, el general francés Henri Bentégeat, declaró que "en Bosnia la situación de seguridad es buena" pero el clima político "es una pesadilla", por lo que el trabajo de la UE debe ser "prevenir que eleven el tono desde el punto de vista político".

"Si el Consejo decide transformar la fuerza en una misión no ejecutiva, sería una decisión basada en muchas garantías", dijo Bentégeat.

Tras diecisiete años, la UE pretende ir transformando su misión militar en una operación mucho más reducida de asesoramiento al gobierno bosnio y entrenamiento de oficiales.

La idea es mantener la capacidad militar para revertir los efectos de la reducción y volver a establecer una presencia más fuerte si es necesario.

En el marco del plan de transición, la Eufor mantendrá unos 200 soldados, desde los 2.300 efectivos actuales, para formar un pequeño cuartel general en Sarajevo.

Este retén, en el que habría unos treinta españoles, deberá ser capaz de responder si la situación de seguridad lo requiere.

Además, la Eufor mantendrá su presencia en todo el país a través de los equipos de enlace y observación.

Las tropas europeas seguirán prestando apoyo al Tribunal Penal Internacional para la ex Yugoslavia (TPIY), incluida la detención de personas acusadas de crímenes de guerra.

La misión en Bosnia es la más antigua en la que España participa, desde 1992, cuando estalló la guerra con Serbia, aunque su presencia ha ido disminuyendo en los últimos años a medida que se ha reducido la violencia entre las principales comunidades étnicas (musulmana, croata y serbia).

La situación política, en cambio, sigue siendo frágil por la falta de entendimiento entre las dos entidades autónomas del país: la Federación croata-musulmana de Bosnia y la República Serbia de Bosnia o "Srspska", ambas con instituciones propias.